• Viernes, 19 de Octubre de 2018

El “no’toy” es inútil en Guadalajara

Alegar que no había bebido mucho, sino que le sentó mal lo poco que bebió puede ser un arma para defenderse, pero va a ser difícil que cuele. Ya cuando iba conduciendo por Guadalajara se le notaba que estaba perjudicado. La Policía Local le dio el alto, pero el hombre intentó darse a la fuga. La persecución no fue muy larga, pero cuando los agentes localizaron el coche, estaba vacío y cerrado. Rompieron el cristal de una ventana y después se encontraron al automovilista oculto en el maletero bajo una manta. Iba tan peneque que no se le ocurrió decirles a los guardias: “No’toy”. Si lo hace y cuela...