viernes 18.10.2019

Un velocista al que Carmen Santos exige más efuerzo

SI la alcaldesa de Mondoñedo, la pepera Elena Candia, pasó a la historia con el alcume de La Efímera por su cortísima permanencia en la presidencia de la Diputación de Lugo, ya que fue investida el 24 de junio y desalojada del despacho el 8 de octubre –¡qué poco aprendió de Cacharro Pardo, virrey perpetuo de la provincia!– va a haber que consultar con Freixanes y con Villanueva para que encuentren un adjetivo que se ajuste a la tan brevísima permanencia de Xoán Hermida en el Parlamento. El sustituto del ingeniero imaginario Juan Merlo ha renunciado a su escaño tan solo cuatro días después de asumirlo. Ya se sabía que ten días, y que lo mismo que hoy anunciaba su renuncia a ocuparlo para elevar el nivel ético, al día siguiente aseguraba que no renunciaba a ocuparlo para elevar el nivel ético, pero esta vez sí, lo ha dejado. Carmen Santos, la vicaria de Pablo Iglesias na terra, se apuró a bendecir la dimisión y asegurar que ya le tardaba, que tendría que haberse producido antes... Pues sí que va rápido. Si no tuvo ni tiempo de afacer sus posaderas al asiento en la Cámara. Por cierto, ¿y lo de Paula “Carglass” Quinteiro, para cuándo? FOTO: hermida, poco antes de ser parlamentario, cosa que ya no es | aec

Un velocista al que Carmen Santos exige más efuerzo
Comentarios