domingo 21.07.2019

Cantos de sirena

Amigos: “Acuérdate también de esto siempre; para vivir felizmente, basta con muy poco” (Marco Aurelio).  “Yo he descubierto el arte de engañar a los diplomáticos. Digo la verdad y nunca me creen” (Camilo Benso). “Donde me halle, soy un pedazo del paisaje de mi patria” (Fatos Arapi).

Es algo paradójico que los adolescentes y jóvenes se pasan el día colgados de sus  móviles y cada vez es más difícil sino imposible comunicarse, primero por su edad en una época de autoafirmación, y ahora encima por la moda del móvil en el cual se refugian. Cuando salimos a la calle, montamos en un autobús, vamos al cine o simplemente damos un paseo, no es raro, ver a casi todos los adolescentes, con su móvil en el bolsillo. Según las estadísticas  de las operadoras de telefonía móvil, cada terminal envía al día una media de 42 mensajes por diversas plataformas. Esto nos refleja, la realidad y el nivel de adicción de los jóvenes, a su celular.

El móvil para los adultos se ha convertido una potente herramienta de trabajo e información y se le da un uso más o menos adecuado, pero el análisis del uso adecuado o inadecuado de los adultos no es el tema que interesa en este artículo. La realidad es que la adicción al móvil existe y va en aumento, los más reacios terminan cayendo, por el grupo de presión, y hoy en día todos loa adolescentes tienen su máquina.

En algunas encuestas ya se ha descubierto su prioridad, ¿Qué quieres que te falte, tu novio o tu móvil, en un 78% ah sorpresa, prefieren deshacerse del novio o novia que del móvil. Prefieren ir sin zapatos que sin móvil, todo ello. Aún no han conseguido su madurez, ni física ni moral, viéndose asaltados de manera concienzuda por anuncios en las televisiones privadas, sobre todo, por imágenes de marketing bien estudiadas y lanzadas como el anzuelo en una caña de pescar, entre otros, los juegos de azar online,  o casinos virtuales. Siempre pensé que en los casinos no entraba nadie menor de 18 años, pues no, estaba equivocado, en estos al menos puede entrar y jugar cualquiera, y aunque te piden la edad, pones la que quieres y entras, eres un número más al que van a despluma. Es el negocio de moda, y todos lo estáis viendo, un 20% de los anuncios en canales privados son de ese tipo, apuesta, apuesta, apuesta, gana, gana y gana, nunca ponen pierde, pierde y pierde, te regalan 20 euros o 50, para que juegues con dinero de ellos, es muy fácil, y ganas mucho. Mentira, mentira y mentira, te dan alguna y te sacan el otro 95% si por casualidad eres alguien que por suerte o porque controlas las jugadas, o por lo que sea, obtienes un beneficio importante, nada del otro mundo tranquilos, automáticamente te dan de baja, desapareces de su cuenta, no eres rentable para la casa.

Actualmente y lo digo porque lo sé, ya existen verdaderos problemas familiares por la adicción de muchos jóvenes a este tipo de juegos online. Es la nueva droga del siglo XXI, el daño que produce en las mentes jóvenes puede ser sin retorno a la normalidad.

Primero te ofrecen el caramelo para que muerdas el anzuelo y luego te destrozan en todos los sentidos y con ello a toda la familia. Me dijeron un truco que le ponen a las máquinas de los bares, las tragaperras, para trampearlas y sacar más dinero, allí mismo la destrocécon  una rabia que nunca tuve con nada ni nadie, el encargado de la máquina me quería denunciar, yo le dije, si lo haces digo todo lo que hacéis para engañar a los adictos que estafáis, se puso a refunfuñar, y se marchó. Yo no soy jugador, pero me sentí estafado, abusando y engañando a los que por desgracia tienen un problema. No caigáis en cantos de sirena, las sirenas no existen. Os pueden destrozar la vida para siempre,  ojito a los datos, aquí expuestos, seguiremos, un saludo amigos.

Saúde e Terra.

Cantos de sirena
Comentarios