Domingo 26.05.2019

Libertad y utilidad

Cuando decidí implicarme en política fue porque consideraba que mis impuestos como vecino estaban mal gestionados  y asimismo también me lo pidieron y trasladaron muchos [email protected] Por entonces (2011) las promesas electorales no se cumplían, se acumularon más de 6.000.000 euros de impagos que obligaron a los mandatarios de la legislatura pasada a elaborar un plan de ajuste.El peso político de Sanxenxo era nulo a pesar de gobernar con el mismo color político que en la Xunta, Diputacion y con Diputados en el gobierno Central, las sentencias urbanísticas fruto de la inseguridad jurídica y las imputaciones eran el pan nuestro de cada día y por si fuera poco era de los gobiernos que más cobraba de la historia de Sanxenxo .
Esta situación está más que revertida después de que SAL fuera el único partido que gobernó toda la legislatura, tomando decisiones muy difíciles pero pensando siempre en ser útiles para el interés general de los vecinos y garantizando una estabilidad que es clave para que Sanxenxo siguiera avanzando y así ha quedado demostrado.
En tiempo de elecciones toca examinarse y SAL ha cumplido las grandes promesas de nuestro programa con una gestión con inversiones por encima de los 25.000.000 de euros, bajando la deuda de Sanxenxo un 60 por ciento, de 11.200.000 (cierre 2014) a 4.200.000 (cierre 2018), bajando el IBI al mínimo legal del 0, 48 al 0,40 y bajando el coste político más de un 30%.
Podrán achacarnos con quien pactamos pero nunca lo que pactamos porque los hechos están para ver y la conciencia muy tranquila. Los deberes están hechos y lo mejor es que la humildad y la libertad  siguen siendo nuestra bandera. Pensamos que en Sanxenxo aún hay muchas cosas por hacer pero sobre todo hay mucho que mejorar en cómo se hacen.Soy de los que piensan que las mayorías absolutas no son buenas y aprender de los errores del pasado nos hace mejores. El contador se pondrá de nuevo a cero y como siempre los [email protected] eligen, curiosamente en esta ocasión es cuando menos demanda social hay, pero donde habrá más alternativas que nunca para elegir.
Por mi parte SAL lleva la palabra Libertad en sus siglas y yo sigo siendo autónomo independiente y libre desde los 18 años pero ahora más que nunca quiero, puedo y siento la necesidad de seguir siendo libre.

Libertad y utilidad
Comentarios