Jueves 15.11.2018

Políticos poliédricos

icen que la política es el arte de lo posible, y yo no estoy de acuerdo

icen que la política es el arte de lo posible, y yo no estoy de acuerdo con esa definición, es la disculpa del  incumplimiento de los deberes. Un político con poder debe de cumplir lo que promete y defender los intereses generales, llevar a cabo el programa, es un contrato social y debe cumplirlo removiendo todos los obstáculos que le pondrán los privilegiados, hasta perder el cargo, si es preciso. Nunca he visto tanto político poliédrico como ahora. Los poderes fácticos, dueños de los medios de comunicación, digamos los grupos económicos, han conseguido que la gente crea  que todos los políticos son iguales, así  consiguen mantener el status quo para seguir disfrutando de los privilegios que sigue habiendo en democracia. Pretenden que la gente se desinterese de la política como se hacía en el régimen anterior.
Es muy fácil ofrecer la luna para conseguir votos pero hay que saber de dónde vendrá el dinero para realizar esas promesas. Ciudadanos pide bajar los impuestos, pero no piden que se mejoren los servicios, se eliminen gastos superfluos, que se reformen las administraciones para ser más eficaces y menos costosas etc. De eso no se habla pero esto es muy importante para el interés general, pero tampoco está en la agenda de otros  partidos alternativos como Podemos y menos los de la casta como les llaman. La inmensa riqueza que hay en nuestro país está muy mal repartida  para que funcione  el sistema democrático del XXI. Lo  que todos producen debe servir para que nadie se quede sin poder consumir lo imprescindible para sobrevivir, sin derroches  pero cubriendo las necesidades primarias al que todo hijo de vecino tiene derecho. Que suban los impuestos a los que secuestran nuestra economía para llevarla a paraísos fiscales que se queden ellos en esos paraísos y no vuelvan, esos patriotas que no se cansan de llenar la cartera. Ciudadanos y Podemos se les ve interés por combatir la corrupción, en lo que estamos de acuerdo, no es de extrañar porque es más fácil pescar votos de cabreados, pero verán cómo ambos se van adaptando al sistema. 
El otro día se aprobó una Ley en el Parlamento para compatibilizar  los ingresos públicos- privados de los diputados, y han votado a favor Podemos- Ciudadanos y PP, el PSOE votó en contra. Diputados beneficiados son: PP, 21; Unidos-Podemos 11. Ciudadanos 10, y Grupo Mixto 4. Las alternativas siguen la misma ruta que los  políticos de la casta. Se necesitan políticos rebeldes, es la única forma de evitar corruptelas y mantener la dignidad y  las convicciones, pero resultan  incómodos para los que se acomodan en el poder. Mientras haya problemas en la sociedad los  representantes deben trabajar para solucionarlos. Un político que se precie no puede descansar, a no ser que sea para coger más fuerza e inmediatamente ponerse a trabajar de nuevo para servir a la gente. La función política es apasionante, te realizas y tienes muchas satisfacciones, si no haces caso a los sapos que a diario te van poniendo los malos llamados políticos que solo usan sus bajos instintos, para ello hay que tener fuertes convicciones para alcanzar objetivos cívicos-sociales, escuchar pero no hacer caso a críticas destructivas, la buena gestión perdura y te queda la satisfacción del deber cumplido y  ver las  obras, si no haces nada, nada tienes que ver. La política de pedantería, e enriquecimiento injusto es lo más indigno para una persona que se precie. Así que, necesitamos auténticos políticos, no okupas y de las instituciones para destrozar la calidad de vida y la mental de la gente.

Políticos poliédricos
Comentarios