Jueves 15.11.2018
Opinión
Editorial

Mohamed y Natxo o las minorías étnicas

ANTONIO Mohamed, alias El Turco, es entrenador de fútbol, pero pese a su apodo no tiene nada que ver con el Deportivo. Al revés, es el técnico del Celta. Curioso; es como si a Natxo González empezasen a llamarle “El portugués”. Parecería unha coña. Sin embargo, hay algo que les une y no es una broma: ambos están sufriendo los rigores de los árbitros, que los han expulsado por sus comentarios en el banquillo. Tendrán que recurrir a la justicia para que ponga fin a los ataques a las minorías étnicas en la Liga española. O estarse callados, que también es otra posibilidad. [+]

Para comer, Venezuela

LOS tiempos cambian. Antes se decía: “Para comer, Lugo”; los coches lucían pegatinas con el eslogan, muchos más alimenticio que el de “no me toques el pito que me irrito”, también de moda por entonces. Eran los tiempos de Cacharro –¡cuánto duraron aquellos tiempos!–, pero ahora la buena alimentación está al otro lado del Atlántico. Al menos eso piensa Íñigo “El niño de San Ildefonso” Errejón. El exnúmero dos de Podemos no es hombre de mucha comida, o, si lo es, al menos no lo luce, pero cuando va a visitar a sus amigos bolivarianos se debe de pegar unas enchentes pantagruélicas. “En Venezuela la gente hace tres comidas al día”, ha asegurado en una entrevista concedida... [+]

Falla la vista, pero no las costumbres

ARTURO Fernández fue durante   años actor de culto para los gallegos que viajaban a Madrid. El teatro donde actuaba era cita ineludible, lo mismo que el museo de Cera o el tour por el Bernabéu. Si uno era alcalde, la visita a la capital del Reino incluía también una noche de cabaré. Los tiempos han cambiado y las costumbres también, pero el asturiano sigue subiéndose al escenario todos los días. Sin embargo, a sus 300 o 400 años, las facultades le empiezan a fallar y en un reciente programa televisivo confundió a un niño de siete años y el pelo largo con un niña: “Chatina, cuando tengas 19 años hablamos”. Al curso de desheteropatriarcalización ya. [+]
La mala digestión de unas anchoas

La mala digestión de unas anchoas

MIGUEL Ángel Revilla, presidente de Cantabria y viajante de comercio de anchoas de Santoña, es el mayor crack de la política española. Nunca ganó las elecciones, pero siempre gobierna su comunidad autónoma. Se monta su chanchullo con los socialistas y ¡hala! presidente y a repartir anchoas por España adelante y a desplazarse en taxi a la Moncloa. Pero el futuro no pinta nada bien para él; acaban de denunciarlo ante el fiscal general por prevaricación, tráfico de influencias, malversación, negociaciones prohibidas... por favorecer con casi 400.000 euros a unos amiguetes camuflando la ayudita como gastos protocolarios. Asunto espinoso. FOTO: revilla | aec [+]