La Xunta envía una inspección a Servizos Sociais y el Concello se queja de que le “castiga en lugar de axudar”

Diario de Arousa-2019-01-23-008-76b827f5
|

El Colexio de Traballo Social y el Partido Popular de Cambados han solicitado al Concello que solvente la falta de trabajadoras sociales que está provocando que estos días no se puedan dar citas hasta marzo. Alertada por estas denuncias, la propia Xunta envió ayer a un inspector a Servizos Sociais y la oposición llevará una moción al próximo pleno, pero lo cierto es que el Concello se ha visto inmerso en una situación “completamente excepcional”, como explicó el concejal Tino Cordal. Y es que a principios de mes, y en la misma semana, las dos técnicas cogieron una baja laboral y aunque el gobierno ya tenía lista una bolsa de empleo para contratar a dos interinos, no se resolverá hasta febrero. De hecho, el edil aseguró que, la semana pasada, “solicitamos apoio á Xunta ante esta situación e porque ao final, en cuestións como dependencia ou discapacidade, somos meros canalizadores, e nos responde cunha inspección. Ven a castigarnos en lugar de colaborar e axudar”, se quejó el concejal. Con todo, aseguró que los casos de atención urgente se están atendiendo igualmente.

“Ambiente preelectoral”
Cordal explicó que ya el año pasado iniciaron los trámites para convocar esta bolsa de empleo ante la baja de una de las tres trabajadoras sociales, pero “isto tarda meses”. El examen es la semana próxima y esperan cubrir el servicio en febrero y en marzo contratarán además a otros dos técnicos mediante el Plan Concellos. Es más, para Cordal “nótase o ambiente preelectoral” pues le llama la atención que se asegure que el servicio presenta carencias desde hace años cuando “nos tres últimos anos estivo funcionando de xeito impecable, os datos están aí con máis de 1.100 expedientes tramitados, e agora se quere desprestixiar este excelente traballo, xustamente a catro meses das eleccións”. 

El edil de Servizos Sociais aseguró además que, en comparación con el gobierno anterior, “duplicamos o esforzo económico e os recursos humanos, nunca antes se reforzara tanto” el departamento porque con el Plan Concellos de cada año han ido reforzando a las tres técnicas y además se sumó un segundo administrativo al equipo. Es más, considera que el “PP non é quen de darnos leccións en política social e que esté tranquilo porque se vai solventar esta situación excepcional”. Sin embargo, los populares están muy preocupados por la situación y la bolsa de trabajo les parece una “medida insuficiente”. Además consideran que, si bien Cordal “protesta” por la falta de médicos del centro de salud, “culpando á Xunta”, “non ten a mesma preocupación na área que el dirixe”. Es más, su portavoz y exalcalde, Luis Aragunde, afirmó que durante su gobierno los vecinos “eran atendidos  á semana seguinte” y, por tanto, “vemos unha grave merma nos servizos prestados”. 

Aragunde también se quejó de la alcaldesa, Fátima Abal, porque “preocúpase de que os veciños reciban un calendario anual, pero aplica o mínimo esforzo a mellora dos servizos sociais”. Por todo ello, presentará una moción.

La Xunta envía una inspección a Servizos Sociais y el Concello se queja de que le “castiga en lugar de axudar”