El gerente del circo denuncia a Ravella por coacciones y mantiene la función

La carpa del circo Vienna ya está casi instalada al completo, pero Ravella les cortó la luz, el agua y el alcantarillado | gonzalo salgado
|

El portavoz del Circo de Vienna Roller, Toni Fernández, acudió ayer a la Comisaría de la Policía Nacional para presentar una denuncia contra el alcalde, Alberto Varela, por “coacciones” y “abuso de poder” tras cortarle el Concello el suministro de agua, electricidad y alcantarillado.

El gobierno local ordenó ayer la retirada del camión cisterna que desde el lunes ocupaba uno de los accesos a la finca, aunque desde el ejecutivo desmienten que se trate de una “marcha atrás” y aseguran que se decidió sacar el vehículo porque la carpa ya estaba montada.

“O alcalde fai abuso de poder porque a lei autonómica de Galicia permite o noso espectáculo. Temos todo pagado e presentamos os recibos de luz e auga ante a Policía”, explica Fernández. A este respecto, desde el ejecutivo socialista indican que la conexión a dichos servicios se hace a través de instalaciones municipales y que “no se puede consentir” en un caso en el que no existe licencia del Concello.

El circo continuará hoy con el montaje, labor de la que aún queda por ejecutar aproximadamente el cincuenta por ciento, según explicó Fernández, que criticó que una de las cuestiones que planteó el alcalde ante la Policía Nacional es que la carpa no tenía certificado de montaje. “¿Como o imos ter se nos puxeron un camión obstaculizando a entrada?”, se pregunta el empresario, que tiene previsto en las próximas horas completar este trámite.

Servicios indispensables
En su denuncia, Fernández hace constar que el Concello no está “legitimado para ordenar la desconexión de servicios esenciales debidamente autorizados por las empresas suministradoras, servicios que son indispensables para el mantenimiento en las debidas condiciones tanto para las personas como los animales que forman parte del circo”.

El alcalde, Alberto Varela, califica esta medida como “chantaje” y asegura que lo que el empresario pretendía con la denuncia es que el Concello les volviese a dar suministro de agua y luz, algo que no tiene “marcha atrás”.

Lo que está claro es que ambas partes se reafirman en su postura. De hecho, desde el Concello no descartan que hoy vuelvan a colocar el camión cisterna que operarios municipales retiraron ayer por la noche de la zona de A Escardia. Toni Fernández, por su parte, garantiza que el espectáculo sigue adelante, con las funciones previstas desde mañana.

El gerente del circo denuncia a Ravella por coacciones y mantiene la función