Su mal estado obliga a talar seis árboles en el parque Celso Emilio Ferreiro

Seis árboles del parque Celso Emilio Ferreiro serán talados cuando el tiempo lo permita | mónica ferreirós
|

Se han cumplido los peores pronósticos. El estudio pormenorizado realizado por técnicos de la Estación Fitopatolóxica do Areeiro indica que seis de los veinte árboles existentes en el parque Celso Emilio Ferreiro presentan un mal estado sanitario. Ello obliga al Concello a proceder a su tala y restituir las especies de las que se prescindirá por otras. El gobierno local solicitó la intervención de los técnicos de Areeiro después de la caída de un sauce llorón hace unos meses. Tras los estudios se detectaron afecciones en varios árboles como podredumbre, fondos huecos, partes secas o desequilibrios en las estructuras entre otros.


Los técnicos entienden que la debilidad causada por estas afecciones, así como las que llegan de forma natural por el paso de los años, supone un riesgo muy elevado de rotura de ramas e incluso de que se arranquen desde el propio pie. Al tratarse de una zona de ocio y esparcimiento muy transitada día tras día temen que pueda producirse algún problema de seguridad. De ahí que el remedio más eficaz y el único posible dado el estado de las especies sea la tala.


Los árboles enfermos se talarán una vez que las condiciones meteorológicas lo permitan. Mientras tanto la zona permanecerá precintada.


Acciones a realizar

Con el informe de los técnicos en la mano además de recomendarse la eliminación de seis árboles también se acordó realizar un seguimiento periódico del resto de las especies que hay en el parque y realizar una vigilancia especial tras los fenómenos adversos que pueden agravar la situación.


Desde el Concello apuntan que debido a la altura de los árboles dañados y a su ubicación -en plena zona urbana- la tala deberá realizarse con cortes en altura para ir retirando las ramas de una forma controlada y, posteriormente, los troncos por tramos. Será necesario además el uso de grúas y arneses con los que ir sujetando los elementos que se cortan. En todo caso el gobierno local prevé que los tres sauces llorones que se eliminarán del margen del río de O Con sean sustituidos por fresnos. En la zona de la calle la actuación se hará con una especies de menor porte y más ornamentales como son las camelias.


El edil de Parques e Xardíns, Diego García, fue el que mantuvo la reunión con los técnicos de la Estación Fitopatolóxica do Areeiro para evaluar los resultados y determinar las medidas que finalmente se van a adoptar en este parque. 

Su mal estado obliga a talar seis árboles en el parque Celso Emilio Ferreiro