Dos bloques; izquierda y derecha

|

En la comunidad de Madrid se está ensayando la política anterior con la creación de dos bandos, izquierda, derecha, el bueno y el malo, el Yin y el Yang. Así se están aprovechando los partidos de las pasiones de la sociedad en vez de razonar, dialogar, pactar para administrar y gobernar bien lo nuestro. Al final se está volviendo al bipartidismo formando dos bloques antagónicos izquierda y derecha como en su día el PP-PSOE que gobernaron España. Por lo tanto no se entiende como a este gobierno se le quiere negar hacer lo mismo. Habrá que recurrir a la hemeroteca y comprobar que durante estos 40 años siempre se hicieron pactos con nacionalistas aun teniendo mayoría.


Se aprovechan del olvido de la gente para agitar el ambiente con malos efectos secundarios para las personas.


En EEUU y otros países democráticos funciona el bipartidismo, pero también hay en otros países con gobiernos tripartitos que defienden el interés general. En España durante años gobernó el bipartidismo pero al final el abuso de poder del PSOE y PP fue la causa de que aparecieran nuevos partidos por el desencanto y cansancio. Por la derecha del PP aparecieron CS y Vox. Por la izquierda del PSOE, Podemos con sus confluencias.


El CS y Podemos se van desinflando por exceso de ambición de sus dirigentes, lo mismo que le pasará a Vox. Nacieron a la sombra de la crisis económica de 2008 y de la corrupción que sumados cabrearon a mucha gente que protestaron y votaron para intentar quitar y poner otros gobiernos. Hay una amplia franja de electores sin ideología que cambian el voto de partido a partido. Es la franja que más influye en los cambios de gobiernos, mientras los demás votan siempre al mismo partido por ideología u otros intereses.


En las primeras elecciones democráticas había muchos partidos por la izquierda y por la derecha. El PSOE fue absorbiendo al PSP, PSC, colectivo del PSG, e Euskadico Ezkerra. Por la derecha había UCD formada por varios partidos: franquistas, cristianos, socialdemócratas, liberales, y conservadores, pero al desaparecer UCD, unos se fueron al PP y los socialdemócratas al PSOE. Y así, durante años se vinieron turnando PSOE- PP en los gobiernos dando lugar al bipartidismo. Los nuevos partidos peleándose por alcanzar el poder deprisa se estrellaron y al ver que perdieron mercado electoral se vieron obligados a pactar con el PSOE como en el caso de Podemos mientras a Rivera su soberbia le llevó a la ruina.


Ahora se están dando cuenta de que con la Constitución del 78, se pueden corregir las desigualdades sociales sin meterse en honduras. Es una sabia decisión porque el contenido de la misma puede corregir los abusos. Sería deseable que nuestros políticos tuvieran más interacción como en otros países con excelencia democrática por el bien común, pero mientras se dediquen a hacer ruido seguirán siendo malos políticos.

Dos bloques; izquierda y derecha