Celestino Vilar, 75 años de historia viva de las regatas

Dos de los momentos más emotivos del acto de homenaje de ayer | mónica ferreirós
|

El Salón Noble del Real Club de Regatas Galicia de Vilagarcía fue ayer escenario de un emotivo y entrañable acto en el que se rindió homenaje a Celestino Vilar Gómez, conocido como “Chicho Ricoy”, veterano regatista y socio más antiguo de la centenaria entidad.


Durante el evento, el presidente del Real Club de Regatas Galicia, Fernando Remírez de Esparza y Elías de Molíns, le hizo entrega al homenajeado del “Título de Socio de Honor” de dicho Club, tras llevar 75 años como socio del mismo.


El propio presidente calificaba esta misma semana de “verdadera institución” a Celestino Vilar, de 94 años de edad, y confesaba que este acto le suponía mayor ilusión que ninguna regata, dado el carácter tan entrañable del mismo. Durante su disertación, ayer, se dirigió a él para decirle: “Muchas gracias Chicho, por ser Chicho Ricoy. Formidable amigo, estupendo padre y mejor abuelo antes de nada, y a continuación, por ser tan gran regatista respetado por todos sus contrincantes y un auténtico embajador de la ciudad de Vilagarcía en tantas y tantas regatas por toda la península y sus islas”.


Desde el Club de Regatas le destacan como “gran embajador de Vilagarcía durante muchísimos años, participando en las mejores regatas de vela de la Clase Snipe de la península ibérica y uno de los pilares fundamentales de lo que actualmente significa nuestra ciudad en el deporte de la Vela a nivel Nacional e Internacional”.


Ilustres rivales

Durante su extensa trayectoria, Vilar compitió en una de las regatas con su Snipe “Morriña II” contra ilustres del Snipe como Cholo Armada, Martín Bermúdez de la Puente, Buli Ozores, Félix Gancero y Gener. También se midió a ilustres como Noluco Doreste, Luis Doreste, Domingo Manrique y su propio hijo, Celes Vilar. En 2007, el patrón del desafío español para la copa América, Luis Doreste, invitó a Vilar a un día de navegación y entrenamiento por aguas de Valencia, como tripulante 18.


Al acto de ayer en el Salón Noble del Real Club de Regatas Galicia de Vilagarcía se sumaron distintas autoridades civiles, deportivas y militares, además de la familia del homenajeado, que no quiso dejar de acompañarle en un día tan especial. Tras el homenaje, se ofreció un cóctel y un bufet.

Celestino Vilar, 75 años de historia viva de las regatas