El director de La Vuelta honra al Arosa por el ascenso

La comitiva ayer en el acto en el estadio vilagarciano | gonzalo salgado
|

Javier Guillén, director de La Vuelta a España, rindió ayer homenaje al Arosa, en especial al director deportivo Rafa Sáez, por el ascenso logrado a Segunda RFEF en junio. En un acto de reconocimiento mutuo que tuvo lugar en A Lomba, Guillén, acompañado por su hija Daniela, hizo entrega al exentrenador arlequinado de un maillot amarillo de líder del Tour de Francia, “un fetiche del ciclismo”. Además, conocedor de la pasión ciclista y práctica diaria de Rafa Sáez, anunció que le regalará otro de La Vuelta a España durante la etapa entre Sanxenxo y Mos de la 75ª edición que comienza en dos semanas y se decide en Galicia. Obsequió también al Arosa con invitaciones para seguir dicha etapa en los coches que acompañan la carrera.


“Para nosotros estar en A Lomba es como para un ciclista estar en el Angliru o el Tourmalet”, empezó diciendo Sáez para darle la bienvenida a Guillén y a su hija. “Es un placer que podáis estar aquí, quiero felicitarte por tu gestión personal al frente de Unipublic porque en las últimas décadas La Vuelta ha adquirido una dimensión grandísima”. Rafa Saéz reconoció su “alegría inmensa” por tener el desenlace de La Vuelta en territorio gallego este año y explicó que hace unos días él mismo comprobó sobre la bicicleta la dificultad de la etapa con final en Mos.


Por su parte, el presidente Manolo Abalo obsequió al director de la gran ronda con una escultura en forma de ciclista, agradeciéndole su presencia en A Lomba. “En nombre del club quiero agradecerte la deferencia que has tenido con el Arosa con tu presencia hoy aquí. Todos llevamos en el corazón el ciclismo, un deporte muy sacrificado, y tú estás haciendo una gran labor al frente de La Vuelta a España”.


Guillén dijo sentirse encantado de participar en este homenaje, fruto de la amistad que le une con el vicepresidente del Arosa Moncho García, y sobre todo con su hija Ana y su yerno Cristóbal. “Los que merecéis el reconocimiento sois vosotros por haber conseguido la gesta del ascenso”, empezó diciendo. “Todos los equipos necesitan un líder, aunque a ti Rafa te gusta ser gregario, me consta que todo el mundo te reconoce como el líder y principal artífice para que el equipo consiguiese este ascenso”. “Os sigo bastante, este año hablamos mucho del Arosa porque estabais ahí para conseguir el objetivo. En mí tenéis un arosista más. He vivido con pasión y muchísima alegría ese ascenso”. Guillén habló de la relación entre el ciclismo y el fútbol, “todos hablamos el mismo lenguaje en cuanto a valores”. También reconoció que “me encanta encontrarme a gente de otros deportes que practican ciclismo”, en alusión a Rafa Sáez.


Al final del acto, el joven ciclista vilagarciano Martín Rey, alentado por su abuelo, no desaprovechó la ocasión de fotografiarse con Guillén y compartir un buen rato charlando de ciclismo con el director de La Vuelta, que le emplazó a seguir progresando para llegar a correr en el futuro la gran prueba ciclista española.

El director de La Vuelta honra al Arosa por el ascenso