RIVEIRA - La Policía tiene en el punto de mira a tres parejas de ladrones por su autoría en los últimos robos en la ciudad

Los robos con fuerza y con violencia e intimidación de las últimas fechas en el casco urbano de Riveira, y que están generando una gran alarma social, parecer tener nombres y apellidos, según los indicios recabados por los investigadores de la comisaría de la Policía Nacional.

 

RIVEIRA - La Policía tiene en el punto de mira a tres parejas de ladrones por su autoría en los últimos robos en la ciudad
En Pinturas y Barnices Castro Parga repararon ayer el cristal roto CHECHU RÍO
En Pinturas y Barnices Castro Parga repararon ayer el cristal roto CHECHU RÍO

Los robos con fuerza y con violencia e intimidación de las últimas fechas en el casco urbano de Riveira, y que están generando una gran alarma social, parecer tener nombres y apellidos, según los indicios recabados por los investigadores de la comisaría de la Policía Nacional. De hecho, sus integrantes tienen muy claro que se trata de tres parejas de individuos con antecedentes, que asaltan negocios comerciales. En tres de los casos se detuvo a uno de ellos, por los que el pasado sábado pasó a disposición judicial, quedando libre con cargos. Horas después de pisar la calle ya volvió a actuar, robándole el bolso a una mujer de 57 años, a la que tiró al suelo e hirió. Luego su objetivo fueron tres tiendas -Pinturas y Barnices Castro Parga, la perfumería Greco y el bazar chino de Rosalía de Castro-, en donde causó daños y salvo uno de los, en que se llevó 100 euros, sus botines fueron exiguos.
Esa misma jornada del sábado, la Policía Local riveirense identificó a dos individuos que, en torno a las cuatro y media de la tarde, arrojaron piedras contra los cristales de la puerta de la tienda de ropa de mujer Covering, en la Rúa Alcalde Fernández Bermúdez -antigua Rúa 9 de Agosto-. Esos dos ladrones al llamarles la atención unos testigos, que previamente los vieron como miraban hacia el interior de la mercería Ramona Requeira a través del escaparate, pero desistieron de entrar. En el negocio que hay justo al lado de Covering, la tienda de arte Rincón Benzalá, una pareja entró a plena luz del día -eran las 15.30- a robar tras arrancar el paño inferior de la puerta, como ya había sucedido en la madrugada del pasado miércoles en la tienda de complementos Zaloi y en la del sábado en un bazar chino. Se llevó 180 euros de la caja registradora. La identificación de algunos de ellos se puede obtener por la sangre derramada al cortarse.
Otra pareja que está identificada por sus robos en la capital barbanzana es la que poco después de la medianoche del miércoles al jueves pasados entró por el tejado a una segunda vivienda de Deán Pequeño para llevarse una televisión plana y que acabó abandonando en su huida de los efectivos policiales, aunque uno de ellos pudo ser identificado.