La redacción del proyecto de la plaza y su trámite ambiental irán en paralelo

El Concello de Cambados ha remitido esta semana a la Consellería de Medio Ambiente los informes sobre el plan especial portuario con el fin de desbloquear y sacar adelante el proyecto de reforma de la plaza de abastos.

La redacción del proyecto de la plaza y su trámite ambiental irán en paralelo
Una vista del edificio del mercado de abastos cambadés | d. a.
Una vista del edificio del mercado de abastos cambadés | d. a.

El Concello de Cambados ha remitido esta semana a la Consellería de Medio Ambiente los informes sobre el plan especial portuario con el fin de desbloquear y sacar adelante el proyecto de reforma de la plaza de abastos. El portavoz del gobierno local, Xurxo Charlín, explicaba ayer que el ente autonómico deberá ahora estudiar la documentación y decidir si somete la operación a un trámite de evaluación de impacto ambiental, que demoraría bastante más los pasos administrativos, o se decanta por un informe simplificado. 
En todo caso, solo en el estudio del expediente para llegar a alumbrar una u otra decisión se espera un lapso de no menos de cinco meses, tiempo en el que el gobierno municipal quiere ir modificando y preparando el proyecto de obra necesario para acometer la reforma del inmueble.
Puede cambiar todo otra vez
No obstante, el trabajo que se haga en este sentido a nivel local estos meses corre el riesgo de tener que reiniciarse si la Xunta de Galicia estima que es necesario introducir más cambios en el documento de ordenación ahora a estudio. 
Estos podrían llegar directamente en su revisión o en la fase de alegaciones, por cualquier organismo con competencias, lo que, en el caso de incorporarse a la norma marco, obligará a variar de nuevo el proyecto. 

Críticas al PP
Por ello, aunque el cuatripartito intentará avanzar en los cambios necesarios al proyecto presentado en su día por el PP (entre los que se incluye una reducción en la altura máxima del inmueble), lamenta que los populares hubieran lanzado críticas por no haber empezado antes a redactar estos cambios. Según Charlín, no tiene sentido iniciar la modificación del proyecto sin antes conocer el documento de ordenación que lo condiciona y que Portos de Galicia envió al Ayuntamiento aún el pasado mes de marzo.
Desde entonces, se sucedieron en el Ayuntamiento cambadés varias reuniones del ejecutivo con el arquitecto municipal y con el responsable del diseño del edificio para conocer cómo afecta y determina este documento de ordenación la modificación de la futura reforma. l