El Concello estudia ahora la posibilidad de repoblar el parque de A Xunqueira

Diario de Arousa-2014-09-26-002-adc605c7

Ni eran obligatorios ni necesarios. Esa es la explicación de Tomás Fole a la petición de los informes técnicos que, en teoría, justificarían la tala de una decena de olmos en el parque de A Xunqueira. El regidor conservador señala que la supervisión de expertos se pidió por “deferencia” con los partidos de la oposición que así lo pidieron e insiste en que el corte de especies arbóreas en este céntrico lugar se realizó en base a criterios “de seguridade, racionalidade e eficiencia”. Una postura que no comparten muchos ciudadanos ni tampoco los vecinos de A Xunqueira que ven ahora como la parte del paseo más próxima al centro comercial se queda sin sombra. Ante esta situación, y una vez que concluyan las obras de remodelación, el Concello evaluará la reubicación de las áreas de descanso para que estas se encuentren en las zonas más frondosas.
El ejecutivo dice también que los olmos ya talados estaban impidiendo “o desenvolvemento doutras árbores de moito máis valor estético e botánico que recuperarán protagonismo tras a actuación”. Y es que lo que esgrime la Alcaldía una vez más es que no se puede invertir un total de 319.000 euros de dinero público en la restauración de un entorno para que “non aguante tres anos”. De hecho inciden en que “non parece responsable para quen xestiona recursos públicos manter ás árbores nesa situación e investir na remodelación sabendo que en dous anos as raíces ían a volver levantar todo o pavimento e a xerar problemas nos servizos públicos canalizados, co conseguinte custo a maiores que suporían esas reparacións”.
Lo que está claro es que la opinión del alcalde, y según el Concello de un experto de la Estación Fitopatolóxica do Areeiro, no es compartida por los grupos de la oposición ni tampoco por el colectivo ciudadano que llevaba varios días recogiendo firmas para una tala que es ya irreversible. Ayer mismo iniciaban la colocación de esquelas por toda la ciudad como un elemento simbólico. La necrológica rezaba que los árboles fueron “asesinados sin atención médica” por orden de “humanos soberbios” (en referencia a Tomás Fole y su equipo) y que “serán descuartizados y harán leña en la finca de algún particular”.
El equipo ciudadano que recogió firmas para evitar el corte de las especies arbóreas las presentará mañana mismo en el Registro del Concello con la idea de que lleguen antes del Pleno del próximo lunes en el que, seguramente, se hablará del tema.
Cabe recordar que tanto Partido Socialista como Esquerda Unida ya han puesto contra las cuerdas al gobierno local que, de momento, todavía no han hecho público el informe técnico que avala la actuación. Por otra parte la Diputación de Pontevedra adjudicó ayer por 54.000 euros la dotación de caucho y nuevos juegos en el parque infantil, una actuación que tendrá un plazo de ejecución de unos tres meses según el Concello. n

El Concello estudia ahora la posibilidad de repoblar el parque de A Xunqueira

Te puede interesar