El expresidente de Novagalicia declarará como testigo por la extorsión de Ausbanc

El expresidente de Novagalicia, Jose María Castellano (c), comparecerá en calidad de testigo en Madrid aec
|

El juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz tomará declaración en calidad de testigo este jueves 30 al expresidente de Novagalicia José María Castellano, en la causa en la que investiga a Ausbanc y Manos Limpias por presuntos delitos de extorsión y amenazas en el marco del proceso que investiga Ausbanc.
El magistrado también llama a declarar ese mismo día a la excolaboradora de Ausbanc y Manos Limpias Montserrat Suarez, para tratar de aclarar si el grupo llevó a cabo prácticas “cuanto menos intimidatorias” contra las entidades financieras para que le pagasen “cuantiosas” aportaciones económicas a cambio de no dirigir contra ellas “campañas de desprestigio o acciones judiciales”, según informaron fuentes judiciales a Europa Press.
Ausbanc llegó a recaudar 38,9 millones de euros de las entidades financieras encubiertas como pagos por publicidad, estudios de mercado o patrocinios de jornadas en toda España.

Subvenciones
Además, recibió también subvenciones públicas y cuotas de socios, que eran “meros convidados de piedra” y con los que, aprovechando su confianza, presionaban para aparentar ser una “asociación de consumidores potente y poder acceder” a las ayudas públicas, de acuerdo con las indagaciones desarrolladas desde la Audiencia Nacional.
Los investigadores, que creen que las prácticas del presidente de Ausbanc, Luis Pineda, se extendieron a países como en Reino Unido, Colombia, Venezuela y EEUU, han detectado presiones en los casos de Nóos, Sabadell, Unicaja en los ERE y Facua.
Pedraz considera a Pineda responsable de delitos de fraude en las subvenciones, estafa, administración desleal, extorsión, amenazas y pertenencia a organización criminal; mientras que atribuye estos tres últimos al secretario general de Manos Limpias, Miguel Bernad.

“Coacciones”
El juez de la Audiencia Nacional sospecha que Pineda aprovechó la “cobertura” de la defensa de los consumidores para “coaccionar” a entidades bancarias, alcanzar “acuerdos económicos enmascarados” en contratos publicitarios y conseguir un beneficio “personal” utilizando en su provecho a Manos Limpias.
El magistrado inició una ronda de interrogatorios a representantes de distintos bancos, entre ellos el expresidente de Caja Madrid Miguel Blesa, quien durante su declaración en calidad de testigo, culpó a su sucesor al frente de la caja madrileña, Rodrigo Rato, de ceder a las presuntas extorsiones de Luis Pineda, y acceder a pagar de nuevo a la asociación para blindarse él y Caja Madrid.
Por su parte, dos de los directores de comunicación de BBVA, Javier Ayuso e Ignacio Moliner, declararon ante el magistrado que la abogada de la organización Manos Limpias en el juicio del caso Noos, Virginia López Negrete, participó junto a Pineda en una “actuación concentrada” para presionar a la entidad que preside Francisco González, la cual se personó en el procedimiento como acusación particular.

El expresidente de Novagalicia declarará como testigo por la extorsión de Ausbanc