lunes 01.06.2020

Merecida derrota del Sigaltec ante el Carballo

La falta de concentración e intensidad fueron los dos condicionantes que influyeron en derrota que vivió el Sigaltec la pasada jornada en Carballo, donde se disputaba el quinto encuentro de la liga por el ascenso. Los locales se impusieron a los de Vilagarcía por un marcador final de 67-45.

Los locales se impusieron por mas de 20 puntos
Los locales se impusieron por mas de 20 puntos

La falta de concentración e intensidad fueron los dos condicionantes que influyeron en derrota que vivió el Sigaltec la pasada jornada en Carballo, donde se disputaba el quinto encuentro de la liga por el ascenso. Los locales se impusieron a los de Vilagarcía por un marcador final de 67-45.
El Sigaltec perdió las opciones de triunfo a partir del segundo cuarto pero la sensación de un mal encuentro ante el Xiria Carballo fue patente desde los primeros minutos, especialmente con errores en lanzamientos cómodos que le fueron restando confianza ofensiva a los naranjas.
Mientras tanto, los rivales, liderados por un gran Esmorís, no tuvieron a penas problemas para ir aumentando las diferencias, debido a que los errores y la precipitación de su rival fue una constante durante los cuarenta minutos.
Pese a mantener la desventaja siempre en torno a los 10 puntos, las sensaciones para pensar en una remontada no estaban siendo buenas. Incluso la diferencia final se vio ampliada más de la cuenta en un tramo final en el que el acierto local desde la línea de tres puntos contribuyó a ello.
El encuentro fue arbitrado por Moreno y Rivas, que señalaron 18 faltas a los locales y 24 a los visitantes, resultando eliminado Gómez.
Por el Sigaltec jugaron Juan Carlos (6), Rubén Laya (3), Jorge Conde (4), Álvaro (7), Manu Paz (8) (quinteto inicial), Rubén López (7), Borja (3), Jorge Frieiro (3), Guillermo (4), Luis (-) y Diego (-) y por el Xiria J. García (7), Guillamet (2), Esmorís (24), Rey (7), Gómez (12) (quinteto inicial), M. García (-), Vega (-), F. Cristóbal (8), Caamaño (-), R. Cristóbal (-) y Moreira (7).

Comentarios