viernes 03.07.2020

El PPdeG reitera que se agotará mandato y que no contribuirá a una campaña de nueve meses

Tellado confía en “la inteligencia de los gallegos” para mantener la mayoría absoluta de los populares
Miguel Tellado explica la postura del PP sobre el adelanto de las elecciones autonómicas | lavandeira jr (efe)
Miguel Tellado explica la postura del PP sobre el adelanto de las elecciones autonómicas | lavandeira jr (efe)

El secretario xeral del PPdeG, Miguel Tellado, recordó ayer que “la intención” expresada por el presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo, es agotar mandato y insistió en que las elecciones autonómicas “tocan tras el verano, en septiembre”.

“Aún quedan muchos meses para seguir trabajando en la Xunta y en el Parlamento por los problemas de Galicia. Falta mucho para las elecciones y una campaña debe durar 15 días, no nueve meses. No vamos a contribuir a una campaña de nueve meses”, remarcó.

Estabilidad
En rueda de prensa, Tellado aseguró “entender” que el líder del PSdeG, Gonzalo Caballero, quiera “hacer campaña”, pero advirtió  que los populares, con Alberto Núñez Feijóo al frente, quieren “gobernar Galicia” y contraponer la “estabilidad” de la comunidad con la situación que vivió el conjunto de España.

“Gobernar por la mañana y por la tarde, y descansar por la noche. Y cuando llegue la campaña, hacer campaña presentado el balance y los proyectos de futuro”, esgrimió el dirigente popular.

Mirar hacia los problemas
A la espera de que Feijóo revele si optará un cuarto mandato –lo hará en el primer trimestre del año–, preguntado acerca de si el PPdeG mira hacia Euskadi, donde el PNV empieza a realizar movimientos internos en clave electoral, Tellado respondió que los populares observan “con atención lo que pasa en Galicia”.

“Miramos hacia los problemas de Galicia, lo que pasa en su industria. Siempre miramos hacia Galicia”, ha recalcado.

“Acerca de si al PPdeG le preocupa perder la mayoría absoluta, ha celebrado que “todo el mundo” dé por hecho que “ganará las elecciones”, dejando la duda en si tendrá “38 escaños, más (escaños) o menos”.

Al respecto, aseguró que confían “en la inteligencia de los gallegos” y auguró que estos “no quieren que el Gobierno de Galicia dependa de los independentistas gallegos”.

También dio por hecho que observarán lo que ocurre en el Gobierno central y desearán que “no haya dos presidentes”, para lo que insistió en que la “única alternativa” es que el PPdeG mantenga la mayoría absoluta. 

A renglón seguido, criticó que Sánchez tuviera “tanta prisa” para la investidura” y “tan poca” para que el Gobierno tome posesión, y sugirió que se debe a que Sánchez adopta decisiones “pensando solo en sus intereses personales, no en los intereses de España”. “(La tardanza) Solo se puede fundamentar en dos motivos: la fragilidad del acuerdo y la frivolidad”.

La “fragilidad” del acuerdo se evidencia, según el dirigente popular, en que “la desconfianza mutua” entre PSOE y Podemos no tardó más que “horas” en aparecer. Y solo desde “la frivolidad que caracteriza al presidente”, añadió el político popular, se puede justificar que tarde en designar a su Ejecutivo para “demostrar que manda”.

Todo ello, pese a que “todos los españoles saben que tienen un presidente que es rehén de Podemos y del independentismo vasco, de Junqueras y Otegi”..

“Los problemas de España no pueden esperar por la frivolidad de Sánchez y la fragilidad del acuerdo”, ha advertido y ha esgrimido que una reunión del Consejo de Ministros ayer podría haberse aprovechado para abordar los pagos “pendientes” a Galicia o para “poner freno” al alza de peajes en la AP-9.

Comentarios