miércoles 5/8/20

Cuatro de los siete sindicatos de Xustiza aceptan la oferta de la Xunta

Cuatro de los siete sindicatos –SPJ-USO, UGT, CSIF y CCOO– que conforman el comité de huelga en la justicia aceptaron la oferta presentada por la Xunta la semana pasada para mejorar las condiciones laborales en el sector.

Representantes sindicales de los funcionarios conversan con el director xeral de Xustiza antes del comienzo de la reunión para desboquear la huelga | lavandeira jr (efe)
Representantes sindicales de los funcionarios conversan con el director xeral de Xustiza antes del comienzo de la reunión para desboquear la huelga | lavandeira jr (efe)

Cuatro de los siete sindicatos –SPJ-USO, UGT, CSIF y CCOO– que conforman el comité de huelga en la justicia aceptaron la oferta presentada por la Xunta la semana pasada para mejorar las condiciones laborales en el sector. Los otros tres –Alternativas na Xustiza-CUT, STAJ y CIG – la rechazaron al considerar que no cumple las reivindicaciones de los trabajadores.
En concreto, la propuesta de la Administración se traduce un aumento de 140 euros más al mes para los médicos forenses, 135 para los gestores, 127 para el cuerpo de tramitación y 122 para auxilios, a aplicar en tres anualidades. Los funcionarios percibirán el 50% de este alza en este ejercicio una vez que se valide el acuerdo, el 30% en 2019, y el otro 20% en 2020.

Recuperación del trabajo
La oferta también contempla un plan de recuperación del trabajo paralizado por las jornadas de huelga que se elaboraría con el TSXG y con la Fiscalía y al que podrían adherirse todos los trabajadores del sector de forma voluntaria hayan o no secundando el paro. Además, incluye una cláusula de revisión para mantener los emolumentos de por encima de la media de las otras 12 comunidades más el territorio ministerio.
Este hecho dio un giro a la huelga indefinida que ayer cumple su 79 día consecutivo al romperse la unidad sindical que caracterizó inicialmente el conflicto laboral y dejará en manos de los trabajadores la posibilidad de poner fin al paro iniciado el 7 de febrero, toda vez que votarán la propuesta de la Xunta en unas asambleas que tendrán lugar hoy en las siete ciudades gallegas.

A la reunión, que duró poco más de dos horas y se celebró en la sede de la Escola Galega de Administración Pública (Egap), volvieron a acudir, por parte de la Xunta, la secretaria xeral técnica de Vicepresidencia, Beatriz Cuíña; y los directores xerais de Xustiza, Juan José Martín, y Función Pública, José María Barreiro–. Además, también estuvo presente la subdirectora xeral de Xustiza, Dolores Sáez.
Precisamente, al término del encuentro, el director xeral de Xustiza mostró a los medios de comunicación su “satisfacción” por alcanzar este “principio de acuerdo” y hizo un llamamiento a todos los trabajadores a manifestarse a través de la votación en las asambleas. Estas tendrán lugar hoy en las siete ciudades gallegas de 09.00 a 17.00 horas.

Preguntado sobre la negativa de Alternativas na Xustiza-CUT, CIG y STAJ, aseguró que a la Xunta le gustaría que “todos” entraran en el acuerdo pero, tras señalar que “cada uno es responsable de sus posturas y actos”, indicó que “no fue posible por el enroque que se hizo por la cuestión económica”. Además, reconoció que, desde un “primer momento”, la Xunta mantuvo contactos con todos los sindicatos para avanzar en las negociaciones. “No hubo reuniones formales, unos respondieron y otros no”, explicó.

Negociar “por detrás”
Al término del encuentro, tras el que los sindicatos que respaldaron el acuerdo no quisieron hacer declaraciones a los medios de comunicación, Alternativas da Xustiza-CUT, STAJ y CIG dejaron claro su rechazo a esta propuesta al entender que suponía “traicionar” a los trabajadores.


De este modo, Enrique Araújo (STAJ) denunció que la reunión de ayer sirvió para “escenificar” el preacuerdo que estos cuatro sindicatos habían “negociado por detrás” con la Vicepresidencia. “Prefirieron no dejar mal a la administración y pasar por encima de los trabajadores y de sus reivindicaciones”, lamentó.
Asimismo, Óscar Freixedo (CIG) criticó que SPJ-USO, UGT, CSIF y CCOO “no diesen ninguna explicación” sobre los motivos por los que “les gusta un acuerdo que hace ocho días no les gustaba”. “No dieron ninguna explicación de todas las reuniones que hicieron por la puerta de atrás”, censuró Freixedo.

Dicho esto, tras asegurar que seguían defendido 140 euros lineales para todos los cuerpos, advirtió de que la cláusula de revisión supondrá “una soga” en el “cuello” de los trabajadores ya que hasta que sus salarios se sitúen en el séptimo lugar entre las comunidades no podrán “emprender una nueva reivindicación”.
En este escenario, Pablo Valeiras (Alternativas na Xustiza-CUT) anunció que no apoyarán en las asambleas un acuerdo salido del “episodio final de una traición digna del imperio romano”. “Es una tristeza que después de 79 días estos sindicatos vendan a los trabajadores de este modo, espero que no avalen su actitud”, deseó el sindicalista.

Comentarios