martes 14.07.2020

Filipinas confirma la primera muerte por coronavirus fuera de China y los fallecidos ya ascienden a 305

El alemán ingresado en La Gomera se encuentra bien y el posible contagio del niño de Barcelona está descartado

Personas cubiertas con mascarillas en las calles de Manila | oliver haynes (efe)
Personas cubiertas con mascarillas en las calles de Manila | oliver haynes (efe)

Filipinas confirmó ayer la muerte de un hombre de nacionalidad china debido a una neumonía causada por el coronavirus de Wuhan, el primer fallecimiento por la epidemia que se produce fuera de las fronteras de China.

La víctima es un hombre de 44 años que ingresó en el Hospital San Lázaro de Manila el 25 de enero con fiebre, tos y dolor de garganta y falleció el sábado, según un comunicado del Departamento de Salud filipino.

“En el transcurso de la admisión del paciente, desarrolló una neumonía grave. En sus últimos días, el paciente se mantuvo estable y mostró signos de mejoría. Sin embargo, la condición del paciente se deterioró en las últimas 24 horas y falleció”, dijo en el comunicado el secretario de Salud, Francisco Duque.

Aunque la muerte se produjo en suelo filipino, las autoridades sanitarias subrayaron que el contagio no es local, sino que el hombre adquirió el virus en China.

Según los datos del Ministerio de Sanidad, en todo el mundo son 14.542 los casos confirmados, 162 de ellos fuera de China. En la Unión Europea son 20 los casos de contagio identificados, en siete países diferentes.

Son 304 las defunciones en China y 1 en Filipinas, lo que supone que la enfermedad tiene una letalidad, por tanto, del 2,1%.

Turista alemán

Por su parte, el ciudadano alemán ingresado en La Gomera que dio positivo en el coronavirus se encuentra bien y el “reducido” número de personas con las que tuvo contacto en su viaje en principio están identificadas, según el director del Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias, Fernando Simón.

El sistema sanitario canario ha contactado ya con unas veinte personas que se relacionaron con este turista desde su llegada a Tenerife y La Gomera para realizar un seguimiento preventivo de su estado de salud durante los próximos catorce días.

Tras la reunión del comité de seguimiento del coronavirus, presidida por el ministro de Sanidad, Salvador Illa, Simón indicó que uno de esos contactos se encuentra en situación de autoaislamiento en su domicilio y está colaborando, y el resto son contactos “casuales”, como un camarero de un bar, a los que se les han dado instrucciones.

Además, la Agencia de Salud Pública de Cataluña (ASPB) descarta que el niño de ocho años ingresado en Barcelona padezca la enfermedad, tras dar negativo el resultado de las pruebas realizadas al menor, según confirmó la Consellería de Salud. El pequeño, procedente de Wuhan (China) y con algunos síntomas que hicieron pensar que podría tener la dolencia, está ingresado en el Hospital Sant Joan de Déu, centro de referencia pediátrico en casos de enfermedades contagiosas, tras haber sido atendido en principio en el Hospital Clínic.

Las pruebas que descartan que el niño tenga el virus se efectuaron en el laboratorio de apoyo de vigilancia epidemiológica.

Alerta máxima

Y millones de chinos vuelven hoy a sus puestos de trabajo tras el final de las vacaciones de fin de año, una situación que ha puesto al Gobierno en guardia máxima.

Durante el día de ayer las medidas de control en estaciones de tren, aeropuertos y carreteras de acceso a las grandes ciudades se multiplicaron ante la avalancha de gente que volvía a sus casas después de las vacaciones.

Para tratar de contener la propagación del virus en estos tiempos donde se produce la mayor migración humana del mundo, el Gobierno chino decidió la semana pasada extender las vacaciones hasta el día 2, en lugar de hasta el 30 de enero, aunque los centros escolares de todo el país todavía permanecerán cerrados.

Comentarios