sábado 06.06.2020

Un comportamiento idéntico en todos los lados del planeta

En Estados Unidos, el neoyorquino es lo que a España el madrileño. Al menos, ambos morados de estas urbes han mostrado un comportamiento muy parejo. Cuando en Madrid pintaban bastos, todos los que pudieron se cogieron el coche y escaparon a la costa, a disfrutar del solete del invierno tardío, a pasear por la playa y, sobre todo, a expandir el coronavirus como si no hubiera un mañana gracias a la dejadez de un Ejecutivo que decidió no cerrar el mayor foco de propagación de la enfermedad en el país. Pues en EEUU, lo mismo. Los neoyorquinos, condenados al confinamiento en sus hogares, han tomado al asalto todos los pueblos pequeños de la costa hasta el punto de que las autoridades locales han terminado por montar en cólera. Parece que, en el fondo, no somos tan distintos. FOTO: el skyline de nueva york | aec

Un comportamiento idéntico en todos los lados del planeta
Comentarios