La Ría de Arousa se rearma para frenar un nuevo proyecto en la Mina de Touro

Un total de 35 colectivos se mostraron contrarios a las intenciones del nuevo proyecto | gonzalo salgado
|

Representantes de un total de 35 colectivos (cofradías, ecologistas y organizaciones de productores) se juntaron ayer en A Illa para anunciar su rotundo rechazo a un nuevo proyecto previsto para la Mina de Touro. El portavoz de la Plataforma en Defensa da Ría de Arousa, Xaquín Rubido, explicó que Cobre San Rafael y Atalaya Mining buscan un nuevo proyecto extractivo “e ofrecen o engado de desenvolver alí unha planta de tratamento de puríns, outra de refugallos da construción e unha depuradora para as augas da balsa de Vieiro”. La PDRA incide en que desde la empresa se ha estado en las últimas semanas “promovendo unha campaña de promoción e venta deste novo proyecto nos colexios e a determinados colectivos en Arousa coa intención de contar co apoio social”. Un apoyo social que, recuerdan desde la PDRA, fue clave para que el controvertido primer proyecto para la reapertura de la mina fuese rechazado por la Conselleria de Industria el pasado mes de febrero.

Los 35 colectivos presentes en la rueda de prensa de ayer criticaron el hecho de que, más de tres décadas después, los terrenos de la mina no hayan sido regenerados ni rehabilitados “pese a que a lei así o obriga”. Ante esto Xaquín Rubido anunció que analizarán con los servicios jurídicos de la Plataforma la posibilidad de presentar una demanda contra la Xunta por “non velar polo cumprimento da lexislación” en este caso. Tampoco descartan volver a las movilizaciones si finalmente Cobres San Rafael y Atalaya Mining presentan el proyecto ante la administración autonómica. “O problema é que o marco legal agora é diferente a cando o primeiro proxecto. Agora téñeno moito máis fácil e a nós déixannos con poucas garantías e con pouco tempo para prepararnos”, expone Rubido.

Lo cierto es que los argumentos que ahora emplean los colectivos ecologistas, vecinales y del mar son muy parecidos a los que esgrimían cuando se hizo público el primer proyecto. “Iso é un atentado medioambiental”, apuntan. Matizan que “no caso de calquera tipo de vertido a contaminación tarda 12 horas en chegar á Ría de Arousa. O río é a nosa autopista e da Ría vive moitísima xente”.


Asociación de Mineros


Tras las declaraciones realizadas por esta treintena de colectivos la Asociación de Mineros Touro-O Pino no tardaron en reaccionar. Señalan que llevan tiempo trabajando con colectivos y cofradías para “achegar posturas e ter a oportunidade de mostrar a compatibilidade de ambas actividades a través da documentación científica da empresa”. El colectivo asegura que esas conversaciones fueron “fructíferas” y ponen en duda “a representatividade do sector do Mar na PDRA”. Advierten además que la PDRA “non representa á nosa comarca nin ten que conceder ningunha licenza social a un proxecto que está a 80 kilómetros da Ría”. La Asociación de Mineros entienden que detrás de la acción de la PDRA hai “motivación política” y aseguran que “os estudos presentados no seu momento pola empresa promotora demostran ás claras que a mina histórica ten cero influencia na calidade da auga da Ría”. Aseguran que dado que el proyecto “creará 1.200 empregos” esperan el apoyo de la gente del mar a los que advierten de “algunhas malas compañías”. Hacen alusión a que en Touro "faise un sacrificio polos sectores produtivos pois recollemos cantidades enormes de residuos das conserveiras e depuradoras. Que farían se non fose así con eles?".l

La Ría de Arousa se rearma para frenar un nuevo proyecto en la Mina de Touro