La USC buscará en la fosa común de Rubiáns los restos de 18 asesinados durante la Guerra Civil

La fosa común de Rubiáns tiene una placa conmemorativa | histagra

La Universidade de Santiago de Compostela buscará, en Vilagarcía, los restos de 18 represaliados de la Guerra Civil que fueron asesinados y arrojados a la fosa común del cementerio de Rubiáns. El grupo Histagra, que se encargará de esta intervención, lo anunció ayer desde su página web.


El centro universitario firmó en agosto un convenio con la Xunta de Galicia, a través de la Vicepresidencia Primera y las consellerías de Xustiza y Educación, para la puesta en marcha del Plan Cuatrienal de Memoria Democrática, impulsado y financiado con fondos del Gobierno central, en concreto de la Secretaría de Estado de Memoria Democrática.

Además de Vilagarcía, e incluyen en este plan el trabajo de investigación y análisis de restos en Aranga y la exhumación e identificación, si fuera posible, de las fosas en el Concello de Crecente. En Rubiáns, llevarán a cabo la exhumación e identificación (si fuese posible) de la fosa común del cementerio.


Un equipo multidisciplinar, dirigido por el catedrático de Historia Contemporánea Lourenzo Ferrnández Prieto, se encargará de estos trabajos. De él forman parte el arqueólogo y profesor de la USC José Carlos Sánchez Prado, el médico forense del Imelga Fernando Serrulla y el catedrático de Medicina Legal, investigador y experto internacional en genética, Ángel Carracedo.


Tras esta intervención se encuentra la experiencia del grupo Histagra de la Facultade de Historia de la USC, que ya en 2006 puso en marcha el proyecto nomesevoces.net, con una profunda investigación y puesta al día del mapa de fosas de Galicia.


Trabajos a realizar

Las tareas a realizar en Rubiáns, y en los otros dos lugares designados para 2021, serán la actualización de datos y documentación; la investigación forense de los restos (a cargo del Imelga), la divulgación de los trabajos efectuados y resultados conseguidos y la dignificación de las zonas de enterramiento y promoción de los lugares de memoria. Para ello, cuentan con la colaboración de asociaciones memorialistas, investigadores locales y familiares de asesinados. En Rubiáns fueron enterrados, entre otros, Josefa Barreiro, asesinada por esconder en su casa a Urbano Tarrío; o los cuatro defensores de la República que fueron quemados en una casa en Loenzo: Pilar Fernández Seijo, Antonio Sayanes González, Manuel Limeres Ordóñez y el conocido sindicalista anarquista Rodrigo Berruete Alejandre, alias “el Gitano”.

La USC buscará en la fosa común de Rubiáns los restos de 18 asesinados durante la Guerra Civil

Te puede interesar