martes 12.11.2019

El alcalde de Ribeira confía en que los autores del incendio acaben detenidos

Manuel Ruiz lamenta que el fuego haya sido intencionado por los graves perjuicios que genera
El incendio de Ribeira, que se extendió a Porto do Son y ya extinguido, quemó un total 197 hectáreas | EFE / Xoán Rey
El incendio de Ribeira, que se extendió a Porto do Son y ya extinguido, quemó un total 197 hectáreas | EFE / Xoán Rey

El alcalde de Ribeira, Manuel Ruiz Rivas, confía en que las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado puedan identificar y detener al autor o autores del gran incendio forestal que calcinó una superficie de 197 hectáreas entre los municipios de Ribeira y Porto do Son, según los datos aportados por la Consellería do Medio Rural.

El regidor expuso ayer que “as forzas de seguridade teñen esclarecido outros incendios e espero que esta vez sexa igual”, en relación al fuego que se originó el pasado viernes por la noche en Oleiros y que se propagó al municipio vecino de Porto do Son.

Manuel Ruiz está convencido de que hay personas que tienen muy poco respeto por el medio ambiente y que aprovechan determinadas circunstancias para prender fuego a los montes. En declaraciones a Radio Arosa, el regidor ribeirense subrayó al respecto que “hai xente que se dedica a facer o mal ambiental” y entiende que es necesario perseguirla para que no vuelvan a repetir estos actos.
El primer edil ribeirense, que siguió con preocupación la evolución del fuego, insistió en que “non sei

cal é o beneficio que buscan os que provocan os incendios” porque “perxudican propiedades, aos veciños e ao medio ambiente”.

Extinguido 
La Consellería do Medio Rural confirmó ayer que el incendio forestal que se inició en Ribeira el pasado viernes a las 23.04 horas, concretamente en la parroquia de Oleiros, y que también afectó al municipio de Porto do Son quedó extinguido a las 20.30 horas del pasado domingo.

Según las últimas mediciones realizadas, el fuego afectó a una superficie de 197 hectáreas, de las cuales 160 fueron de monte arbolado y las otras 37 de monte raso.

En su extinción participaron 25 agentes, 43 brigadas, 24 motobombas, 2 pas, 9 helicópteros y 5 aviones, así como efectivos de la Unidad Militar de Emergencias (UME).

El conselleiro do Medio Rural, José González, manifestó durante una visita al foco del incendio de Ribeira y Porto do Son que el fuego había sido intencionado y que tanto la Policía Autonómica como las brigadas tenían ya identificados a varios sospechosos. Además, en las zonas de los incendios que asolaron Galicia a lo largo de todo el fin de semana aparecieron artefactos incendiarios.

Comentarios