miércoles 29.01.2020

Un estudio determinará el coste de la gestión autonómica y local de la EDAR

El alcalde entregará el resultado a los partidos y después convocará un Pleno para abordar la transferencia
Los portavoces municipales abordaron ayer la cuestión de la transferencia o no de la depuradora de Couso | cedida
Los portavoces municipales abordaron ayer la cuestión de la transferencia o no de la depuradora de Couso | cedida

El alcalde de Ribeira, Manuel Ruiz, se reunió ayer con los portavoces de los diferentes grupos que conforman la Corporación municipal para abordar la cuestión de la transferencia o no de la EDAR de Couso al Concello, toda vez que el viernes 31 de enero, a las once de la mañana, es la fecha marcada por Augas de Galicia para la puesta a disposición de las instalaciones, según comunicó al gobierno local en una carta.

Manuel Ruiz Rivas les indicó que a lo largo de la presente semana entregará a cada partido político un estudio de costes comparativo que se está ultimando y que establecerá de forma detallada el importe a sufragar, tanto en el supuesto de que la estación depuradora fuese gestionada por la Xunta de Galicia, como en el caso de que el mantenimiento de la explotación dependiese del Concello.

Durante el transcurso de la reunión, el regidor también hizo partícipe a los asistentes que antes del 22 de enero -día en el que está prevista la reunión para presentar los resultados de las auditorías externas a los grupos municipales y vecinos afectados- se iniciarán las obras para separar las aguas pluviales que en el polígono empresarial de Xarás todavía vierten al colector industrial. Esta actuación se adjudicó a Excavaciones Nima por un importe de 131.000 euros.

Además, expuso que se autorizará el gasto para una segunda intervención de mejora de la impulsión en las bombas situadas en el entorno de García Bayón, lo que evitará que tenga que funcionar el aliviadero allí existente salvo fallo total de las mismas.

Asimismo, el primer edil apuntó que en el horizonte de una semana también se prevé que comience la licitación para el cambio de cauce en Os Areeiros, una actuación que no se llevó a cabo en 2019, ya que antes era preciso solventar e problema de que a la hora de emprender esa obra el paseo de madera quedaría cortado.

La intención del ejecutivo local de Ribeira es la de convocar un pleno de carácter extraordinario y urgente para el jueves 30 de enero, con el fin de que la Corporación municipal adopte una decisión definitiva antes de la fecha fijada por Augas de Galicia para la puesta en disposición de las instalaciones.

Augas de Galicia repercutirá los costes de la EDAR al ayuntamiento y, en caso de que no pague, detraerá el importe del Fondo de Cooperación.

Comentarios