miércoles 2/12/20

Claves para diferenciar una mascarilla filtrante FFP2 de una FFP3

Las mascarillas autofiltrantes son las mejores para prevenir el contagio del COVID-19 pero ¿sabes cómo usarlas correctamente y en qué se diferencian?

Claves para diferenciar una mascarilla filtrante FFP2 de una FFP3
Claves para diferenciar una mascarilla filtrante FFP2 de una FFP3

El uso de la mascarilla es obligatorio debido a la pandemia, por eso, debes aprender a diferenciar los tipos de mascarillas autofiltrantes para protegerte.

Las mascarillas FFP3 y FFP2 son un tipo de máscara protectora de tipo desechable y autofiltrante.

Se encuadran dentro de las denominadas, por el Ministerio de Consumo, como mascarillas EPI. Dentro de este tipo de mascarilla, estarían las FFP1, FFP2 y FFP3.

Todas son importantes y su única función es protegerte a ti y a los que te rodean, del posible contagio de la COVID-19. Además, protegen de otros agentes medio ambientales.

Todas y cada una de las mascarillas empleadas durante la pandemia, cuentan con bastantes características diferentes entre ellas, pero todas intentan cumplir un mismo fin: proteger del coronavirus.

Estas son algunas de las principales diferencias que podrás encontrar entre las mascarillas FFP2 y FFP3.

Antes comprar una mascarilla FFP2 o FFP3, debes tener en cuenta que las mascarillas FFP3 están recomendadas para los profesionales que estés expuestos o vayan a estar en contacto directo con el coronavirus.

Diferencias entre las FFP3 de las mascarillas FFP2

Las diferencias entre ambas mascarillas son muy pequeñas. Varía la intensidad del filtrado de partículas.

Las mascarillas FFP3 son mascarillas que filtran el 98% de las partículas suspendidas en el aire. Esto se sabe mediante las normas europeas EN 143 (filtros con partículas) y EN 149 (mascarillas autofiltrantes contra las partículas).

La finalidad principal de las mascarillas EPI es filtrar el aire inhalado y evitar la entrada de partículas contaminantes, o que contagien, en el organismo.

Son las mascarillas más eficaces a la hora de protegerse en situaciones de máximo riesgo de contagio de COVID-19. Las mascarillas FFP3 sin válvula de exhalación te protegen a ti y a los demás.

Las mascarillas FFP3 que sí cuentan con una válvula de exhalación pueden protegerte a ti, pero no a las demás personas. 

Mascarilla FFP2 y mascarilla FFP3

Tanto las mascarillas FFP2 y las FFP3 están homologadas y retienen partículas de hasta 0,6 micras. Esta es la razón por la que su uso está recomendado en entornos sanitarios y actividades comunes que conlleven un riesgo extremo de contagio de coronavirus. 

Recuerda que cualquiera de estos dos tipos de mascarilla, si contienen válvula, no filtrarán todas las partículas y tampoco protegerán a los demás,

Las mascarillas FFP3 filtran, además de partículas víricas, sustancias carcinógenas, madera pulverizada y partículas volátiles o aerosoles radioactivos.

Pero ambas mascarillas se usan para evitar la inhalación de aerosoles, que son la principal vía de contagio de la COVID-19.

Cómo usar una mascarilla FFP2 y FFP3

Las mascarillas, sean del tipo que sea, deben colocarse de forma adecuada para que puedan cumplir su función. Es importante respetar las indicaciones y consejos para usar estos elementos de protección con seguridad y eficacia.

  • Lávate las manos con agua y jabón durante varios minutos o emplea el gel hidroalcohólico antes de ponerte la mascarilla.
  • Cubre tu boca y tu nariz con la mascarilla, asegurándote siempre de que no hay espacios entre tu cara y la máscara.
  • Evita tocarte la mascarilla mientras la usas. En caso de hacerlo, recuerda lavar bien tus manos con un desinfectante hidroalcohólico.
  • Si la mascarilla se humedece o se estropea, cámbiala lo antes posible y no la reutlices.
  • Siempre quítate la mascarilla por detrás y no toques la parte delantera. Tírala en un recipiente cerrado y lava tus manos con desinfectante a base de agua y alcohol. 

Comentarios