domingo 29/11/20

El 112 atendió más de 1.300 incidencias relacionadas con el paso de la borrasca “Ana”

El 112 Galicia gestionó un total de 1.308 incidencias relacionadas con el paso de la borrasca de viento y lluvia “Ana” por Galicia desde las 08.00 horas del domingo.

 

Un antiguo puente destruido parcialmente por la crecida del río Maquiáns, en Ribadavia  | brais lorenzo (efe)
Un antiguo puente destruido parcialmente por la crecida del río Maquiáns, en Ribadavia | brais lorenzo (efe)

El 112 Galicia gestionó un total de 1.308 incidencias relacionadas con el paso de la borrasca de viento y lluvia “Ana” por Galicia desde las 08.00 horas del domingo. Así, según el informe actualizado ayer, las incidencias más repetidas desde el inicio del temporal están relacionadas con la caída de árboles y ramas en carreteras (685), actuaciones de prevención de riesgo de los servicios de emergencias (109), restos de accidentes y objetos varios (73) y cables sueltos (70).
La provincia de Pontevedra fue la que registró más incidencias, con 512; seguida de A Coruña, con 476; Ourense, con 165; y Lugo, con 155, según los datos del 112. Los ayuntamientos más afectados fueron, en la provincia de Pontevedra, Ponteareas, Vigo, Salvaterra de Miño, Moaña, Redondela, Cangas, Soutomaior, Lalín, Pontevedra, Gondomar, Tomiño, Sanxenxo, A Estrada, As Neves y O Porriño. En la provincia coruñesa se registraron más incidencias en los municipios de Arteixo, A Coruña, Oleiros, Cambre, Carballo, Sada, Culleredo, Bergondo, Muros y Santiago de Compostela.
En la provincia luguesa, se concretaron en Vilalba, Mondoñedo, Monterros e Lugo. Y en la de Ourense, los más afectados fueron Bande, Verín, Bande, Ourense y San Cibrao das Viñas.

Más de 200 litros
La rápida borrasca profunda “Ana” se desplazó ayer hacia el noreste de la Península y seguirá su camino hacia Francia, por la costa norte de Europa hacia el sur de la península Escandinava, tras dejar cantidades superiores a cien litros por metro cuadrado en 24 horas e incluso hasta 219 litros por metro cuadrado en algún punto de A Coruña, según la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet). La portavoz de la Aemet Delia Gutiérrez, explicó a Europa Press que tras la marcha de “Ana”, hoy y mañana se prevé una situación más estable aunque descenderán las temperaturas y las precipitaciones volverán a ser de nieve en el Cantábrico, Pirineos y zonas de montaña.


“Ana ha sido una borrasca muy rápida, originada por una ciclogénesis que la ha desarrollado muy rápido y, precisamente, se va tan rápido como ha llegado”, comentó. En este contexto, apuntó que entre las 08.00 horas del domingo y las 08.00 horas de ayer, se acumularon más de 100 litros por metro cuadrado en numerosos puntos de Galicia y de Huesca. En concreto, destacan que los mayores registros se produjeron en A Lama (Pontevedra), con 219 litros por metro cuadrado; Beariz (Ourense), 204,6 litros por metro cuadrado. También subrayó los registros de 162 litros por metro cuadrado en A Cañiza (Pontevedra) y los 151,8 de A Estrada (Pontevedra),. Respecto al viento, indicó que se registraron rachas de viento huracanadas en ese mismo periodo en el que la segunda máxima en Galicia fue de 175,6 kilómetros por hora en Estaca de Bares (A Coruña). Mientras, MeteoGalicia registró rachas de 131 por hora en Fornelos de Montes (Pontevedra).
El temporal también ha provocado una erosión “importante” del suelo en zonas que ardieron el pasado mes de octubre en el parque de O Xurés (Ourense), en Os Ancares (Lugo) y en la provincia de Pontevedra, sobre todo en aquellas laderas con mayor pendiente. Además, la borrasca afectó a varios servicios ferroviarios, según informaron fuentes de Renfe. En concreto, se vieron afectados un servicio Alvia con origen Ferrol y llegada a Madrid-Chamartín, que sufrió un retraso de 96 minutos. Por otro lado, el servicio Alvia entre Pontevedra y Madrid fue trasbordado por carretera hasta Ourense y luego a destino en tren.

Comentarios