miércoles 18.09.2019

Galicia registra 19 incendios y hay varios fuegos que amenazan desde Portugal

Diecinueve incendios forestales quemaban ayer al cierre de esta edición más de 2.100 hectáreas en la comunidad gallega, en concreto en las provincias de Ourense y Lugo, con la amenaza de que se propagasen fuegos desde Portugal, cuyas llamas ya habían afectado al sur de Ourense.

Una zona calcinada en la parroquia de Esmeriz, en la localidad lucense de Chantada | Eliseo Trigo (efe)
Una zona calcinada en la parroquia de Esmeriz, en la localidad lucense de Chantada | Eliseo Trigo (efe)

Diecinueve incendios forestales quemaban ayer al cierre de esta edición más de 2.100 hectáreas en la comunidad gallega, en concreto en las provincias de Ourense y Lugo, con la amenaza de que se propagasen fuegos desde Portugal, cuyas llamas ya habían afectado al sur de Ourense.

Desde primera hora de ayer los servicios de extinción de incendios no fueron capaces de sofocar ningún fuego y vieron su trabajo aumentado con nuevos focos.

A última hora de ayer permanecían activos incendios forestales, que empezaron durante la tarde, en Vilardevós (Ourense), en la parroquia de Osoño, donde ardían cincuenta hectáreas; en Friol (Lugo), en la parroquia de Xía, con veinte hectáreas afectadas; y O Sabiñao (Lugo), en Ribas de Miño, donde se quemaban otras veinte.

Estabilizados

La Consellería de Medio Rural informó de que continuaban estabilizados, en la provincia de Ourense, los incendios de San Cristovo de Cea, donde se quemaban cuarenta hectáreas en Covas; Vilamartín, con cien hectáreas en la parroquia homónima; y dos en Vilariño de Conso, con cuatrocientas hectáreas quemadas en Chaguazoso y otras treinta en Sabuguido. En esta misma categoría, la que establece el paso previo al control del incendio, también estaba, en la provincia de Lugo, el fuego que afectaba a 150 hectáreas del consistorio lucense de Chantada, en Esmeriz.

Se sumó a la categoría de fuego controlado el que ardía en el municipio ourensano de Paderne de Allariz, donde quemaba veinte hectáreas en Cantoña.

Asimismo, seguían controlados otros siete incendios forestales en la provincia de Ourense, con Lobios como municipio más afectado por los dos focos diferentes en Río Caldo, uno con 650 hectáreas y otro con noventa.

También eran dos los fuegos en Chandrexa de Queixa, donde ardían veinte hectáreas en Requeixo y 33 en Queixa; los mismos de Vilariño de Conso, con cincuenta hectáreas en Castiñeira y 56,69 en San Cristovo.

Permanecían controladas las llamas de Cualedro, en la parroquia de Montes, con 97,33 hectáreas, mientras que en Lugo ardían 150 hectáreas en Folgoso do Courel, en Meiraos; otras setenta –tras aumentar quince– se quemaban en la parroquia de Donís, del municipio de Cervantes; y veintiséis más en Paradela, en la parroquia del mismo nombre.

En total eran 2.103,02 las hectáreas que ardían ayer en la actualidad en Galicia, concentradas en las provincias de Lugo y, en especial, Ourense, según los datos de fuegos que alcanzabann o superaban las veinte hectáreas. A todos estos incendios hay que sumar las cinco hectáreas del registrado en Muíños (Ourense), que se extendió durante la tarde desde Portugal, donde otro foco estaba junto a la frontera.

Debido a este riesgo, la Xunta reforzó los medios de extinción de incendios forestales en la frontera con el país luso, con el objetivo de evitar que se extendieran fuegos desde el sur, y solicitó la colaboración de la Unidad Militar de Emergencias (UME).

La jornada, en cambio, empezó con mejores noticias, pues en la noche del viernes quedaron extinguidas las llamas de Melón, en la parroquia homónima tras sumar veinticuatro hectáreas; Vilar de Barrio, en Rebordechau con 125 hectáreas; y Manzaneda, en Paradela con veintiséis hectáreas. Estos tres fuegos extinguidos en la provincia de Ourense se sumaron al de la parroquia de Refoxos, en Silleda (Pontevedra), donde se quemaron 174 hectáreas, por lo que fueron 344 las apagadas entre la noche del viernes y la madrugada de ayer, mientras centenares de profesionales trabajaban para que la cifra aumentase en las siguientes horas.

Comentarios