lunes 16.12.2019

Mar avisa de que el límite de capturas pone “en riesgo” el sector pesquero

La conselleira alerta de las consecuencias de la propuesta de cuotas del jurel, la merluza y la cigala

La conselleira do Mar, Rosa Quintana | LAVANDEIRA JR (EFE)
La conselleira do Mar, Rosa Quintana | LAVANDEIRA JR (EFE)

La conselleira do Mar, Rosa Quintana, incidió ayer en que la propuesta de totales admisibles de capturas (TAC) y cuotas realizada por el Ejecutivo comunitario de cara al próximo año pone “en riesgo” el sector pesquero gallego con una importante reducción en las capturas para la merluza, el jurel y la cigala.

En su comparecencia a petición propia en el Parlamento, Quintana dio cuenta de los informes que la Xunta realizó de forma conjunta con el sector y que llevará al próximo Consejo de Ministros de Pesca de la UE. En ellos alertan de las consecuencias negativas que los recortes en la pesca tendrían sobre los 3.700 tripulantes dependientes de las flotas que capturan estas especies.

El impacto de los recortes propuestos en las posibilidades de pesca de la merluza –un 20% de promedio entre aguas del Cantábrico Noroeste y Gran Sol– y en el jurel –un 48% de promedio entre aguas del Cantábrico y al sur de Fisterra– supondrán un perjuicio directo en el sector pesquero gallego de cerca de 37 millones de euros, criticó la conselleira. Rosa Quintana admitió que se debe llegar a un equilibrio ambiental, social y económico pero teniendo en cuenta que con el reparto de las especies el sector “se juega el futuro”, por lo que aunque es necesario buscar la estabilidad de las diferentes en especies en el mar también es obligación de las administraciones asegurar la estabilidad del sector y sus trabajadores. Por ello, desde el Gobierno autonómico defienden que las rebajas o incrementos de cuotas nunca deberían superar el 15% para permitir una aproximación más suave a los niveles de biomasa a conseguir.

La representante del Ejecutivo gallego también recordó los sacrificios realizados por la flota gallega en los últimos años, que permitieron mejorar el estado de los recursos y que la mayoría de los caladeros en los que faena se encuentre en buena situación, en el rendimiento máximo sostenible, lo que garantiza el mantenimiento de la actividad a largo plazo.

Basándose en todo ello, la conselleira aseguró que la Xunta luchará por mejorar las cuotas pesqueras aún entendiendo la necesaria defensa del aspecto medioambiental de las aguas y los recursos pesqueros. Los grupos de la oposición, sin embargo, reprocharon a Quintana que llega tarde a defender los intereses de un sector que lleva años siendo perjudicado.

Comentarios