Jueves 15.11.2018

Deportes abre una oficina en O Pombal y estudia crear pistas polideportivas en el paseo marítimo

La Concellería de Deportes lleva invertidos más de 75.000 euros entre el año pasado y el presente para la puesta a punto y reorganización de las instalaciones deportivas y sus usos. De hecho, O Pombal estrena estos días una oficina que centralizará

El concejal de Deportes, Víctor Caamaño, en las obras de la piscina | fotógrafo
El concejal de Deportes, Víctor Caamaño, en las obras de la piscina | fotógrafo

La Concellería de Deportes lleva invertidos más de 75.000 euros entre el año pasado y el presente para la puesta a punto y reorganización de las instalaciones deportivas y sus usos. De hecho, O Pombal estrena estos días una oficina que centralizará la función de atención y control de los técnicos del departamento y el concejal Víctor Caamaño ya tiene en mente otros proyectos para un futuro no muy lejano, como convertir el espacio entre la piscina y el paseo marítimo en pistas polideportivas de acceso libre.
Caamaño inició hace algo más de un año profundos cambios en la gestión de las instalaciones municipales empezando por una ordenanza reguladora de sus usos y obligaciones que suscitó críticas que ya da por superadas. En la última reunión con los clubes “non houbo queixas e despois de certo tempo creo que quedou demostrado que o modelo é mellor que o anterior”, añadió.
Piscina y pistas de tenis
En cuanto a inversiones, se instaló una visera y se mejoró el acceso de los vestuarios y la cantina en Burgáns y en O Pombal se reubicó la zona de lavandería del pabellón a una caseta ubicada entre los dos campos de fútbol y el bajo utilizado hasta entonces se convirtió en enfermería. También se ha abierto una oficina para los técnicos de deportes y queda pendiente la instalación de una torre de iluminación, la instalación de dos casetas para que clubs almacenen material, así como la aplicación de un nuevo firme en las pistas de tenis y la reubicadión de dos de las tres pistas para evitar deslumbramientos por el sol, entre otros problemas. El proyecto está aprobado por la Diputación, pero falta recibir contestación de Costas sobre la renovación de la concesión de usos del suelo.
“Este é un paso máis de moitos outros para mellorar as instalacións polas que pasan 1.000 deportistas á semana”, explicó Caamaño. El edil también visitó las obras de la piscina que van a buen ritmo, dijo, y de momento se mantienen los plazos de terminar la obra en octubre, aunque seguramente se retrase porque falta por licitar la renovación de los vestuarios; una obra de magnitud para evitar que se repitan las deficiencias estructurales que presenta hoy esta instalación, construida sobre un relleno. l

Comentarios