lunes 16.12.2019

Una grave avería eléctrica en la ETAP deja sin agua a A Illa y Vilanova durante horas

Imagen de archivo de la ETAP de agua potable de la comarca | d. a.
Imagen de archivo de la ETAP de agua potable de la comarca | d. a.

Una grave avería en la red eléctrica afectó ayer a la planta de bombeo de agua potable de la comarca obligando a realizar cortes del servicio a todos los concellos de O Salnés y afectando especialmente a Vilanova y A Illa que estuvieron horas sin agua al carecer de depósitos de cola. La reparación estuvo terminada sobre las siete y media de la tarde y, al cierre de esta edición, la entidad esperaba restablecer el servicio de manera normal en las horas siguientes. 

Fuentes de la entidad supraminicipal explicaron que la avería en la red de alta se produjo en la madrugada de ayer y provocó un corte en el suministro eléctrico de la ETAP, ubicada en Treviscoso (Vilanova). Cuando se reparó se comprobó que había afectado a los sistemas eléctricos de la propia instalación y se procedió al cambio de la línea eléctrica durante la mañana. 

En paralelo, se estuvo buscan un grupo electrógeno para poder poner en marcha una de las bombas a través de un sistema de emergencia habilitado para estos casos, pero la avería también lo había dañado y no fue posible arrancarlo, según las mismas fuentes. Por este motivo, fue “inevitable” la paralización del servicio durante unas horas. La situación provocó cortes en el suministro y afectó en mayor medida a los municipios de  A Illa y Vilanova, que no disponen de depósitos de cola y que estuvieron durante horas sin agua. El problema eléctrico quedó solucionado sobre las siete y media de la tarde, pero el suministro no quedó totalmente restablecido hasta horas más tarde porque era preciso llenar los depósitos. 

Un nuevo depósito
La Mancomunidade do Salnés lleva años solicitando a la Xunta la construcción de un nuevo depósito porque los consumos aumentan y como garantía del suministro ante problemas como el registrado ayer. De hecho, redactó un anteproyecto e incluso alcanzó un acuerdo con los comuneros de Vilanova para contar con los terrenos necesarios. Sin embargo, parece que no será inmediato, ni tampoco la tubería terrestre para llevar el agua a O Grove y sustituir la acuática, que da problemas. Este año ha sufrido varias roturas. 

Por otra parte, cabe recordar que la entidad está ejecutando dos proyectos  para rebajar hasta los 300.000 euros, aproximadamente, la factura energética anual de ETAP. La inversión asciende a 618.000 euros subvencionados en un 75 % por el Estado y servirá para crear una nueva sala de bombeo con novedosos sistemas para realizar un filtrado natural y evitar atascos por el alga de acuario egeria densa.

Comentarios