sábado 31/10/20

Las patronales recuperan el tradicional desfile de cabezudos perdido hace un cuarto de siglo

Sanxenxo recupera para estas fiestas patronales una iniciativa perdida hace ya 28 años: el desfile de cabezudos. En concreto, ha restaurado cuatro de las ocho figuras con las que cuenta y que se reestrenarán con un recorrido

Creadores del Centro de Arte Municipal recuperaron cuatro de los ocho cabezudos para la ocasión | cedida
Creadores del Centro de Arte Municipal recuperaron cuatro de los ocho cabezudos para la ocasión | cedida

Sanxenxo recupera para estas fiestas patronales una iniciativa perdida hace ya 28 años: el desfile de cabezudos. En concreto, ha restaurado cuatro de las ocho figuras con las que cuenta y que se reestrenarán con un recorrido por las calles del municipio tras el chupinazo inaugural del viernes 24 y con acompañamiento musical.
Fuentes municipales explicaron que ha sido el Centro de Arte Municipal el encargado de devolver a la vida a estas figuras. Más concretamente, a cuatro de los ocho cabezudos que no salen a la calle desde el año 1990. La tradición se abandonó por entonces sin que los responsables municipales concretaran ayer los motivos. Con todo, este toque de humor y colorido se recupera este año y con el objetivo de que vuelva a quedarse por mucho tiempo.
Fuentes municipales explicaron que los muñecos desfilarán este viernes 24 tras el chupinazo inaugural de las patronales y lo harán acompañados de la experiencia “+Cantos”, con Nelson Quinteiro. El recorrido arrancará a las 11:30 horas del Mercado de Sanxenxo, haciendo varias paradas a lo largo de la Avenida de Madrid y terminando en la Plaza de Pascual Veiga. Por la tarde, desde las 19 horas, saldrán del Paseo de Silgar para recorrer las principales calles del centro urbano.
Desde el Ayuntamiento señalaron que esta es una de las principales sorpresas de las fiestas de este año. “El cartel mantiene, en términos generales, la filosofía y composición de años anteriores, pero incluye esta interesante novedad”, añadieron.
El concejal Jesús Sueiro supervisó ayer el arreglo de las figuras. l

Comentarios