miércoles 2/12/20

Lantero reanuda hoy su actividad en O Pousadoiro con una remesa de 15 operarios

Una remesa de quince trabajadores de Lantero será la encargada desde hoy de desempolvar y poner a punto unas máquinas que llevan paradas desde hace 118 días. 

El campamento en O Pousadoiro ya es historia. Fue desmontado por sus trabajadores	 g. salgado
El campamento en O Pousadoiro ya es historia. Fue desmontado por sus trabajadores g. salgado

Una remesa de quince trabajadores de Lantero será la encargada desde hoy de desempolvar y poner a punto unas máquinas que llevan paradas desde hace 118 días. La actividad en la cartonera de O Pousadoiro retoma a ralentí el pulso de una producción que tardará varias semanas en hacerlo a pleno rendimiento cuando ya la plantilla al completo se encuentre en las instalaciones. De hecho, esta primera remesa de operarios comenzará a trabajar hoy a partir de las 14 horas y su tarea no permitirá el fin de la planta: Producir cartón.
La empresa aseguraba ayer que todavía se encuentran “con los reajustes” del ERE y con las vacaciones pendientes.
De hecho, a los quince operarios que hoy se incorporan a la actividad ya se le han agotado las vacaciones, pero se espera que a lo largo de la semana continúen sumándose más compañeros.
Y es que tras el acuerdo quedan todavía muchos trámites pendientes. El presidente del comité de empresa, Jesús López, apuntaba ayer que está todavía por confirmar la comisión de seguimiento del ERTE en el que estará presente parte del comité, la empresa y asesores por ambas partes y que marcará de alguna manera el desarrollo de esta nueva etapa en Lantero.
Y es que el cien por cien de los trabajadores de Lantero, salvo aquellos que lo decidan de forma voluntaria, permanecerán en sus puestos en O Pousadoiro. Cero despidos es lo que la plantilla exigía desde un primer momento y ese es el compromiso que ha adquirido la dirección empresarial de cara a los próximos 42 meses. A lo largo de ese plazo la dirección no podrá iniciar ningún expediente colectivo.
Esta es la parte principal de un acuerdo que llega tras 117 días de huelga y una asamblea intensa en la que una amplia mayoría de trabajadores (cerca del 80%) votó a favor. La empresa se compromete a readmitir a los 48 operarios afectados por el ERE extintivo y al presidente del Comité, Jesús López, al que habían aplicado un despido disciplinario. Todo eso es ya pasado. A partir del lunes la plantilla comenzará a disfrutar de las vacaciones pendientes.
Las primeras incorporaciones a la fábrica de O Pousadoiro se realizan hoy en un mapa laboral diferente al que había antes de que estallase el conflicto. Y es que con el objetivo de paliar las pérdidas que, según la empresa, le produce renunciar a la propuesta sumado a los más de cien días de paro, Lantero pondrá en marcha un Expediente de Regulación de Empleo Temporal (ERTE) que se extenderá durante 21 meses y afectará un máximo de 180 días a cada trabajador (durante ese tiempo se irán al paro). Departamentos como el Comercial o algunas secciones de oficinas estarán exentos de esta medida. Asimismo, el acuerdo contempla una reducción salarial que será de media de un 10% aunque afectará de manera progresiva según el sueldo.
El ERTE no afectará de ningún modo a las extra y a las vacaciones de la plantilla, que además recibirá el cien por cien de su salario  y recuperará la paga de diciembre de 2014, que perdieran al estar en huelga.
La patronal prevé 18 amortizaciones de plazas que se harán mediante bajas voluntarias o prejubilaciones. Las indemnizaciones pactadas serán de 35 días y 27 meses.
Además, los que se prejubilen cobrarán el 80% de su salario hasta los 63 años. El fin de la huelga, con fecha del 6 de febrero, se comunicará mañana a la Consellería de Traballo

Comentarios