domingo 29/11/20

Más de 200 personas acuden a la I Xornada Formativa para Anfitrións

La sesión organizada por Aviturga despertó el interés de los propietarios de viviendas vacacionales

La presidenta de Aviturga, Dulcinea Aguín, durante la jornada formativa celebrada ayer | cedida
La presidenta de Aviturga, Dulcinea Aguín, durante la jornada formativa celebrada ayer | cedida

Más de 200 propietarios de viviendas vacacionales acudieron ayer a la I Xornada Formativa para Anfitrións organizada por Aviturga dejando patente el interés del sector por mejorar el servicio y atención a sus clientes. Alquilar una vivienda particular para pasar unos días de vacaciones en Sanxenxo, o en cualquier otra localidad de las rías de Pontevedra y Arousa, es un hábito casi tan antiguo como la implantación del turismo en este entorno. Han pasado décadas y un porcentaje cada vez más elevado de huéspedes sigue apostando por las viviendas particulares para disfrutar de sus vacaciones y los propietarios han ido adaptando sus alojamientos a las exigencias del mercado.
Este fue el marco de la I Xornada Formativa para Anfitrións celebrada en el Auditorio Emilia Pardo Bazán de Sanxenxo. A lo largo de toda la tarde de ayer se perfilaron las claves a seguir para lograr  la profesionalidad y óptima la calidad del servicio. Para la presidenta de Aviturga, Dulcinea Aguín, el propietario de una vivienda no solo ofrece a su huésped un lugar donde disfrutar de unos días de descanso, “es también un guía turístico en el destino, orientando al visitante sobre a dónde ir, dónde comer, qué visitar, cómo desplazarse. Hacer este trabajo bien no solo tiene una repercusión individual, sino global porque estaremos contribuyendo a ofrecer una imagen de calidad”.
Con esta idea clara es con la que Aviturga afronta el ambicioso reto de poner en marcha una Escuela de Formación para Anfitrións, que tuvo ayer en Sanxenxo y hoy en Vigo su primera jornada, gracias a la colaboración económica de la Diputación de Pontevedra. La jornada de trabajo se dividió en dos apartados diferentes. El primero de ellos, que corrió a cargo de Beatriz Gutiérrez y Alfredo Aguilar, de la empresa Snob Works, abordó la importancia de que el alojamiento vacacional que se oferta disponga de la mejor imagen posible. En ello la decoración juega un papel fundamental. Pequeños trucos y algunas buenas ideas hacen que las mismas estancias adopten un aspecto más acogedor y eso es lo que Aviturga quería ofrecer a sus asociados: ideas que mejoren sus viviendas y, por tanto, mejorar en calidad. La profesionalización de los anfitriones fue otro de los temas a abordar en la jornada. Fue Juan Ignacio Markos Lekuona, consultor de Sistemas de Dirección quien se encargará de facilitar las claves necesarias para que los anfitriones se familiaricen con un nuevo método de trabajo aplicable a las viviendas turísticas, donde ya no “todo vale” a la hora de hablar de alquileres. l

Comentarios