miércoles 13.11.2019

El promotor del Vilablues inició en marzo los trámites para registrar el nombre

El promotor del Vilablues, Gumersindo Meijón, que se encargó de su organización desde 2015, inició en marzo los trámites para registrar el nombre comercial en la Oficina de Patentes.

El Vilablues es un evento que aglutina cada año a artistas de primer nivel en Vilagarcía | gonzalo salgado
El Vilablues es un evento que aglutina cada año a artistas de primer nivel en Vilagarcía | gonzalo salgado

El promotor del Vilablues, Gumersindo Meijón, que se encargó de su organización desde 2015, inició en marzo los trámites para registrar el nombre comercial en la Oficina de Patentes. Todavía no hay una resolución. Ni siquiera el Concello niega que la iniciativa para la realización de este festival, que atrae a miles de personas cada verano, parta de la empresa privada.
Eso sí, Ravella matiza. “Aínda sendo unha proposta cultural que xorde dende a iniciativa privada, é o Concello quen asume a maior parte do seu custe, incluída a intendencia que conleva máis alá dos cachés do artistas”, aseguraron en un comunicado desde el ejecutivo que preside el socialista Alberto Varela.
Sin embargo, el promotor del Vilablues ya mostró hace meses, incluso mediante informe jurídico, su disconformidad a que Ravella licitase, como concurso público y abierto, un festival que considera de su titularidad. Otras opciones por las que se podría llevar a cabo la organización sería mediante un convenio o a través de un contrato de patrocinio.
Primeras confirmaciones
En el medio de la polémica, ya han surgido grupos que confirmaron su presencia en el festival, que se celebrará en apenas unos días en Vilagarcía. Así, Big Mama Montse & Sister Marion ya confirmó a través de su página web que actuará el domingo 15 en la sesión vermú, a partir de las dos de la tarde. Una hora antes, y también lo confirman a través de la red, The Swinging Flamingos actuarán en la capital arousana.
Concurso “pechado”
Tanto Esquerda Unida como Por unha Marea na vila mostraron ayer su rechazo al procedimiento empleado por el Concello de Vilagarcía para contratar este festival. La formación que lidera Jesús López es muy clara a la hora de pedir a Ravella que no se escude en los técnicos..
“Moi lonxe de poñer en dúbida o criterio dos servizos técnicos do Concello”, aseguran desde EU, que “insiste no retraso con que se impulsa este proceso”, a la vez que critica “a inclusión nos pregos de condicións dun cartel perfectamente delimitado” que, consideran, evidencia que “contravindo os principios de igualdade de oportunidades que deben imperar en todo concurso público, este foi pechado previamente á convocatoria do procedemento”.
López añade que “o procedemento está ben. Os tempos e as condicións son as que nos parecen preocupantes”. Esquerda Unida se hace eco asimismo de los análisis realizados por expertos jurídicos a este medio y apuntan que “se ben o prego se axusta á normativa, o que plantexa dúbidas sería esa hipotética contratación de artistas anterior á adxudicación, que a todas luces se trasluce dos termos dos propios pregos”. Cabe recordar, en este sentido, que el Vilablues comenzará el 13 de julio y el plazo para presentar ofertas finaliza siete días antes. Además, Ravella aún dispone de cinco días hábiles para resolver, es decir, hasta la misma fecha de comienzo del festival.
EU apuesta por la convocatoria del Consello da Cultura Local para aportar “transparencia e o rigor preciso” a todas las contrataciones en este ámbito.
Por unha Marea na Vila, por su parte, considera “díficil entender” que la realización del Vilablues “collera co pé cambiado” al gobierno local. “A licitación dunha actividade que se celebra anualmente non pode supoñer que as licitacións correspondentes se saquen 15 días antes da celebración da mesma”, aseguran desde la confluencia, que apuntan que una planificación previa permitiría abordar “as dificultades que detectou a Secretaría”.
Asimismo, Por unha Marea reclama que el trabajo de gestión cultural, diseño, dirección del evento e intermediación con los artistas, “é unha parte indispensable neste tipo de eventos e, como tal, este servizo debe ser recoñecido”, por lo que expresan su preocupación porque este trabajo no aparezca “expresado na licitación”, sobre todo teniendo en cuenta que el Concello reconoce que la propuesta “xurde da iniciativa privada”.
La confluencia reclama al gobierno “responsabilidade” y “exemplaridade” pero también “seguridade xurídica” para los profesionales de la cultura. l

Comentarios