La reversión de la parcela de Fontecarmoa cedida a Interior para el cuartel continúa en el aire

Los terrenos de Fontecarmoa se utilizan ahora como aparcamiento disuasorio | gonzalo salgado

El Ministerio de Interior todavía mantiene pendiente la reversión de la parcela de Fontecarmoa que le fue cedida por el Concello para la construcción de un nuevo cuartel. Los terrenos se utilizan en estos momentos para aparcamiento disuasorio y para dar servicio a las instalaciones del complejo municipal polideportivo de Foncarmoa.

“Por supuesto, el objetivo sigue siendo la reversión y en eso se está trabajando”, señalan fuentes municipales. De hecho, ya en 2019, cuando Interior dio a conocer que no construiría un nuevo cuartel en Vilagarcía, desde el Concello señalaron que se solicitaría la “inmediata reversión” de la parcela, cuyo uso siguieron manteniendo como aparcamiento mientras no empezaba una obra que, finalmente, acabó por descartarse.

Dos años y medio después, la situación sigue siendo la misma. Es decir, se mantiene el usufructo pero no se dio ningún paso definitivo sobre la titularidad de los terrenos, que eran propiedad del Concello y que fueron cedidos con un objetivo que ya no se va a cumplir.

Interior dio a conocer en diciembre de 2019 que la intención era unificar la mayor parte de los servicios en el nuevo cuartel de Cambados, al que se destina una importante cantidad. En Vilagarcía, quedarían las actividades vinculadas a los servicios fiscal y de fronteras.


 
Sede en el Puerto


Precisamente, sobre esta última cuestión hubo novedades recientemente, con la aprobación, por parte del Consejo de Administración de la Autoridad Portuaria de un convenio con la Secretaría e Estado de Seguridad (Dirección General de la Guardia Civil) para trasladar el Puesto Fiscal a las antiguas instalaciones de Sestiva.

Actualmente, las dependencias están ubicadas en el Muelle Comercial y tiene una superficie de 80,53 metros cuadrados, en régimen de cesión. El nuevo inmueble contará con una superficie de 597 metros cuadrados, repartida en dos plantas, con una entrada norte desde el interior del recinto portuario y una entrada trasera, por la fachada sur.

El congenio autoriza también al Ministerio de Interior a realizar las obras de acondicionamiento necesarias en el edificio, en caso de ser preciso. De acuerdo con lo establecido en los artículos 169 y 170 del Real Decreto Legislativo 2/2011, de 5 de septiembre, por el que se aprueba el Texto Refundido de la Ley de Puertos del Estado y de la Marina Mercante, el Ministerio de Interior está exento del pago de las tasas portuarias de ocupación y de actividad.

Lo cierto es que, con una Comisaría de la Policía Nacional a escasos metros, la Guardia Civil hacía tiempo que no se ocupaba de la seguridad ciudadana en el municipio. La mayor parte de sus actuaciones se limitaban al ámbito portuaria, donde ahora ampliará sus instalaciones. Sin embargo, hasta finales de 2019 siempre se mantuvo el compromiso de reformar la Casa Cuartel, vinculada a la ciudad desde principios del siglo XX. Una opción que ahora ya se descarta, por criterios de economización de recursos. 

La reversión de la parcela de Fontecarmoa cedida a Interior para el cuartel continúa en el aire

Te puede interesar