El triunfo del Arosa por 1-2 ante el Gran Peña deja muy satisfecho a Rafa Sáez

Julio Rey posa junto al trío arbitral y al capitán del Gran Peña
|

El Arosa se impuso 1-2 al Gran Peña en el partido amistoso disputado ayer en el campo federativo de Coia. Marcaron Pedro Beda de penalti, provocado por el nuevo fichaje Kilian Villaverde, y Róber. El tanto del cuadro de Preferente llegó ya al final. Rafa Sáez dio descanso a los jugadores que arrastraban molestias, por lo que utilizó solo a trece futbolistas. Jugaron de inicio Manu Táboas, Javi Fontán, Pedro García, Pablo Pillado, Pedro Beda, Julio Rey, Joel Sanabria, Ross, Javi Piay, Kilian Villaverde y Róber. También tuvieron minutos el meta Álex Cobo y Campillo. 

El técnico vilagarciano acabó muy satisfecho tras lo realizado por su equipo en Vigo en un partido que dispuso de 40 minutos cada parte. Su equipo marcó dos goles y generó muchas ocasiones, por mediación de Julio, Javi Fontán, Kilian y Pedro Beda. “Dominamos y controlamos el partido. Nos vino muy bien jugar este partido, el equipo necesitaba recuperar sensaciones tras varias semanas sin jugar. El equipo rival nos obligó a mucho esfuerzo y la verdad es que a nivel de mecanismos ofensivos estuvimos excelentes”. Sobre el debut del último refuerzo Sáez explica que “estuvo bien, lo que esperábamos de él”, de hecho  una acción individual de Kilian provocó la jugada del penalti en la primera parte. Ya en la segunda marcó de cabeza Róber un golazo a centro de Javi Piay. “Nos vino fantástico jugar este partido y sacamos muy buenas conclusiones”, explica Sáez, que dio descanso a Mon, Coti, Adri, Javi Otero y un Sidi que sufrió una lesión muscular en el último entrenamiento.

El triunfo del Arosa por 1-2 ante el Gran Peña deja muy satisfecho a Rafa Sáez