El Villalonga minimiza al Umia y se lleva el derbi en A Bouza

Eloy, de espaldas con el dorsal diez, marcó el gol de la victoria en la mañana de ayer del Villalonga en el campo de A Bouza ante el Umia | mónica ferreirós
|

El Villalonga se impuso en la matinal de ayer al Umia en A Bouza merced a un solitario gol de Eloy en un partido en el que los celestes fueron superiores. El equipo de Ricardo Fernández desactivó el juego local, ganando los duelos individuales y minimizando las virtudes de un Umia desdibujado que pagó el esfuerzo realizado el jueves en inferioridad numérica en Barreiro.


El Villalonga ya pudo sentenciar el partido en la primera parte, en la que aparte del gol generó otras dos ocasiones muy claras. La victoria permite al Villalonga superar en la clasificación a sus vecinos en un partido marcado por la polémica que protagonizaron ambos clubes las últimas semanas con el “caso Gabri”, que finalmente recibió la baja del Umia para poder jugar con el Villalonga pero ayer se tuvo que quedar en la grada.


El equipo de San Pedro anuló al Umia con su buen posicionamiento y su superioridad en lo físico. El equipo local no pudo desbordar con juego combinativo y fue incapaz de generar ocasiones. El Villalonga en cambio fue el que puso las oportunidades y las llegadas. Marcos Blanco y Richi dispusieron de sendos manos a mano, mientras que Eloy hizo el tanto mediada la primera parte tras una incursión de Marcos Blanco por banda, cuyo centro abajo no acertó a despejar la defensa y llegó a Eloy para batir a su tocayo. 


El equipo celeste estuvo bien con y sin balón, con un nivel físico superior al mostrado el jueves ante el CJ 

Cambados. Sin contra los amarillos la victoria fue demasiado premio, ayer en A Bouza el resultado hizo justicia, como reconocieron al final ambos entrenadores.


En la segunda parte el Villalonga cedió más la iniciativa y también algo de terreno al Umia, pero salvo un disparo de Guille que acabó pegando en el larguero el bagaje ofensivo local fue escaso. Y eso que Óscar Guimeráns lo intentó con los cambios, pero ayer su equipo no fue reconocible de acuerdo a su propuesta habitual. Por contra el Villalonga, pese a que su técnico tuvo que refrescar con cambios el equipo en la segunda parte para darle aire, sí dejó una muy buena imagen y suma su segunda victoria seguida. Un resultado que le permite meterse en la pelea por las dos primeras plazas tras las tres primeras jornadas de las diez de las que consta esta fase regular en el Subgrupo C.


Entrenadores

“Es una derrota más que merecida”, reconoce el técnico local Óscar Guimeráns. “Estuvimos irreconocibles, no generamos ni un tiro a gol excepto un palo en la segunda parte, no fuimos capaces de dar dos pases seguidos y el Villalonga nos llevó a su terreno e hizo un partido muy práctico, fueron contundentes y ganaron todos los duelos individuales. Nos secaron muy bien y fueron superiores en las disputas, no hay nada que objetar a la derrota”, dijo Guimeráns. Por su parte Ricardo Fernández comenta que “merecimos los tres puntos, el equipo estuvo muy bien, físicamente mejor y solo nos faltó matar el partido ya en la primera parte y en la segunda no cometimos errores”.

El Villalonga minimiza al Umia y se lleva el derbi en A Bouza