Cambados dará traslado a la Dirección Xeral de Patrimonio de la caída de parte de un balcón del pazo de Fefiñáns

El operativo ayer en la plaza, para asegurar la zona y retirar los restos | gonzalo salgado
|

El pazo de Fefiñáns en Cambados sufrió el desprendimiento de parte de uno de sus balcones. Una pieza de piedra de considerable tamaño terminó precipitándose hacia la plaza, motivando un operativo para asegurar la zona, a fin de evitar posibles accidentes con heridos. No fue este el caso y el suceso se saldó solo con daños materiales.


Eso sí, lo acontecido hace necesario revisar el resto de estructuras análogas, en opinión del Concello, para poder garantizar las máximas condiciones de seguridad en una de las principales zonas de atracción turísticas del municipio. El conjunto cuenta con la máxima declaración patrimonial, al estar amparado como Bien de Interés Cultural (BIC).


Por todo ello, desde el gobierno de Cambados avanzaron ya ayer que se dará traslado de lo sucedido a la Dirección Xeral de Patrimonio de la Consellería de Cultura, para que sea su personal especializado el que realice las inspecciones y comprobaciones que estimen necesarias. También para que se concrete una hoja de ruta para la reintegración de las partes afectadas y el posible análisis y revisión del resto de balcones.


La parte afectada

La parte desprendida o dañada se corresponde con una de las tres piezas de granito que forman la base de uno de los balcones de la fachada que mira al oeste (ala norte). Concretamente, el sillar izquierdo y la parte de la ménsula que soporta el conjunto.


A los pocos minutos de tener conocimiento de lo ocurrido se desplazaron a la zona agentes de la Policía Local, Bombeiros do Salnés, el concejal de Urbanismo y Patrimonio, Xurxo Charlín, y el técnico municipal de Patrimonio. Este último, Javier Montero, consideró al Concello algunas primeras aproximaciones a las posibles causas del desprendimiento.


Habría así que tener en cuenta varios posibles condicionantes, desde la composición de la propia piedra, a otros ambientales, tanto naturales —como el agua o agentes biológicos—, como contaminantes, incluidas vibraciones por acción mecánica. También destacan desde la entidad local que la degradación se puede ver agravada por la acción continua del agua de lluvia, incluidas filtraciones en este tipo de estructuras horizontales. Igualmente, se ha de tener en cuenta la posible oxidación del hierro del anclaje del enrejado del balcón.


Cordón

La Policía Local procedió al balizado y señalización del entorno, para evitar posibles daños en caso de nuevos desprendimientos. Los operarios del Concello y los bomberos procedieron al apeo del balcón y a la retirada y posterior acopio de los cascotes caídos, que se llevaron al interior del pazo. Ya entonces se advirtió que buena parte de estas piedras desprendidas sufrían una disgregación importante. Finalmente, se apuntaló el resto del balcón no desprendido, para evitar nuevas caídas de materiales.


El edil de Patrimonio informó personalmente a los propietarios del inmueble de que se dará traslado de lo sucedido a la Dirección Xeral de Patrimonio para las inspecciones y comprobaciones necesarias.


Según concluyen desde la Concejalía de Patrimonio de Cambados, “este tipo de sucesos poñen de manifesto o acerto na decisión por parte do edil de Seguida Cidadá e Cultura, Tino Cordal, de que a Praza de Fefiñans se manteña pechada ao trafico de vehículos a motor, porque os factores como a contaminación ambiental e a vibración polo paso de vehículos como viña acontecendo durante anos, son tamén os causantes deste tipo de danos no noso patrimonio”.

Cambados dará traslado a la Dirección Xeral de Patrimonio de la caída de parte de un balcón del pazo de Fefiñáns