Veinte años irrepetibles en el deporte arousano

Antón Paz y Fernando Echavarri, a su llegada a Vilagarcía en 2008 después de proclamarse campeones olímpicos de vela de la clase Tornado en los Juegos de Pekín | DA
|

 
Son innumerables los éxitos, triunfos y logros alcanzados por deportistas y clubes de los que Diario Arousa ha dado fe a lo largo de sus dos décadas de vida. Hemos asistido a la eclosión definitiva del deporte en la Ría, con varios acontecimientos históricos y posiblemente irrepetibles que repasamos de forma cronológica.

Cuando apenas queda una semana para que el Arosa dispute el play-off de ascenso a 2ª RFEF, cabe recordar como el equipo de fútbol más representativo de la comarca lograba retornar a Tercera en el primer año de Diario de Arousa en los kioscos, un 2001 en el que Mecos se proclamaba campeón de España de bateles, el Rey Juan Carlos I ya navegaba en Sanxenxo, se inauguraba el nuevo campo de A Senra, la Selección Española se concentraba en A Toxa y Fredi Bea, actual presidente de la Federación Gallega de Piragüismo, regresaba a la península meca con una medalla junto a David Mascato con un subcampeonato del Mundo.

El de Jéssica Bouzas es uno de los nombres que está llamado a marcar una etapa de alegrías en el deporte arousano a medio plazo. La tenista nació en el año 2002, en el que Albert Ramos se coronaba campeón del Memorial Michi Ares. En el mar, el binomio Bea-Mascato brillaba en la Copa del Mundo y Mecos se quedaba a las puertas del título nacional de traineras en Gijón.

El año 2003 queda en el recuerdo gracias a que Pedro Campos lograba para Sanxenxo la salida de la Volvo Ocean Race, la prueba más importante a nivel mundial junto a la Copa América que disfrutó dos años después. En 2004 Cabo de Cruz ganaba su primera bandera en la Liga ACT, con el que mantiene un bonito idilio. Bea y Mascato lograban un diploma en los Juegos Olímpicos de Atenas, al igual que Antón Paz. El Extrugasa disputaba su segunda Copa de la Reina, cayendo ante el Ros Casares. Eran años voyantes para el basket de la capital arousana, también con el Inelga-Cefrico dominando la EBA pero cayendo a las puertas del ascenso. El Zalgiris lograba ya su tercer titulo de la Vilagarcía Basket Cup y el River Plate de Eric Lamela elevaba al Arousa Fútbol 7 a otro nivel mediático internacional.

Los grandes eventos han sido un signo distintivo en nuestro deporte estos veinte años. Y entre ellos no se puede pasar por alto el Congreso Internacional de Fútbol de A Toxa, a cuya primera edición acudió Arrigo Sachi y por el que también pasó César Luis Menotti.

Con el ascenso del Céltiga en 2005 el fútbol arousano iniciaba un inolvidable periplo de varios años con cuatro representantes en Tercera División, mientras el Atlético Arousana con jugadoras como Mari Paz Vilas, que después daría el salto a la Superliga y disputaría una Eurocopa, se proclamaba campeón de Nacional en 2006, un año también recordado por el ascenso del Extrugada en Rivas y el debut en Primera División del vilagarciano Dani Abalo. En 2007 el Villalonga disputaba su segunda fase de ascenso de su historia a Segunda B, cayendo en la prórroga en Noja (Cantabria), mientras que Antón Paz se proclama campeón del Mundo de la clase tornado clasificándose para los Juegos de Pekín. El Extrugasa disputaba por primera vez competición europea y el ciclista Gustavo César Veloso se convertía en el primer arousano de la historia en correr la Vuelta a España.

Mención especial merece lo ocurrido en el verano de 2008 en China. El regatista vilagarciano Antón Paz lograba el hito más importante del deporte arousano al proclamarse campeón olímpico. Además el Náutico O Muiño de Ribadumia también disfrutaba de las mieles del éxito olímpico gracias al cangués Carlos Pérez, Perucho. Ese mismo año Veloso ganaba la Volta a Catalunya, el portonovés Fran Rico fichaba por el Real Madrid y el Extrugada repetía en la Eurocup. Fue sin duda el año en el que el deporte arousano estuvo en la cúspide.

En 2009 el Arosa empezaba a tocar fondo al caer a Preferente, mientras Os Ingleses disputaban la fase de ascenso a División de Honor B y ponía al rugby en el centro de atención de los aficionados. La directiva del BBC decidía poner punto y aparte a más de una década del primer equipo en la Liga EBA. En 2010 el CR Vilaxoán organizaba con éxito el Campeonato de España de trainerillas, Amegrove ganaba la Liga Gallega de traineras y Manuel Abalo asumía la presidencia del Arosa, comenzado un largo período que prosigue y que cambiaría el rumbo de la entidad. Mientras el Arosa comenzaba su despegue a nivel social y deportivo, el año 2011 fue un punto de inflexión para el Cortegada, con la marcha del patrocinador Extrugasa, dando inicio a una etapa más modesta en la que sigue instalado en la actualidad. Hace una década comenzaba una apuesta en O Salnés por la Vuelta Ciclista a España, que tuvo en la crono escalada al Monte Castrove y en la salida desde una batea en Vilanova dos de sus momentos más memorables. El año 2012 es recordado por el salto de 14,17 metros de una joven Ana Peleteiro, que le daba el título mundial júnior y asombraba al mundo. Tono Campos sumaba medallas internacionales en la modalidad de maratón, algo que también continúa y el ribeirense Álex Vidal se proclamaba campeón del mundo de parataekwondo por primera vez.



La medalla de oro olímpica lograda por Antón Paz en 2008 fue el momento histórico más relevante



El 2013 el Arosa ponía fin a años de vaivenes con el ascenso a Tercera en Bertamiráns. Veloso volvía al ciclismo portugués, donde empezara como profesional, el Xuven tocaba el cielo al ascender a Leb Plata, mientras que en Vilagarcía se fusionaban Liceo y BBC poniendo fin a una rivalidad de años y dando inicio a un proyecto basado en la cantera.

En 2014 Veloso se coronaba en la Volta a Portugal por primera vez, Dani Abalo marcaba un gol en Champions ante el Liverpool en Anfield y el ribadumiense Rafael Louzán se convertía en presidente de la Federación Gallega de Fútbol. En 2015 el Real Madrid infantil de balomcesto, con Garuba como MVP, se proclamaba campeón de España en Cambados, el Arousana firmaba un triplete y la cambadesa Araceli Oubiña alcanzaba la cima del Klimanjaro. El cuento de hadas del Boiro alcanzaba su momento álgido con el ascenso en Mieres a Segunda B, aunque solo unos años después todo tornó en pesadilla y el club estaría a punto de desaparecer. El Rasoeiro subía a Primera Nacional y Alberto Blanco ganaba la Copa de Lituania en las filas del Lietuvos Rytas.

En 2016 el vilagarciano Jordi Aragonés se colgaba la plata olímpica como preparador físico de la selección femenina de baloncesto en los Juegos de Río, donde participaba en natación la ribeirense María Vilas. Mientras que el Xuven se quedaba a las puertas del ascenso a Leb Oro tras lograr diez victorias seguidas.

En los últimos años el deporte arousano ha llorado, por pérdidas como la de Araceli Oubiña y Helena Mariño, ha disfrutado de equipos como el Vilagarcía TM y el Cambados TM en la máxima categoría nacional o el Boiro Voleibol en Superliga, y ha visto como el talento se sigue abriendo paso y se consolidan estrellas como Ana Peleteiro. Han sido 20 años intensos, de grandes éxitos de deportistas y épicos momentos de clubes que quizá no se repitan en mucho tiempo. Y también de un sinfín de eventos que han acercado a miles de aficionados a la Ría para descubrir sus encantos. El deporte en Arousa suma y sigue por la perseverancia de las personas que de forma altruista están al frente de los clubes. Son también las grandes protagonistas de toda esta historia.

Veinte años irrepetibles en el deporte arousano