Pedro Sánchez todavía se fía de los secesionistas

Pedro Sánchez, ajustándose la mascarilla | EFE/ Jeffrey Arguedas
|

Pedro Sánchez ha pedido a los españoles confianza en el Gobierno ante el período de negociaciones que está a punto de abrir con los secesionistas catalanes. Para que ese diálogo se pueda iniciar es fundamental que los condenados por su intento de golpe de estado estén en la calle e indultados. Ellos desearían que se les concediera una amnistía, pero la verdad es que si a la mayoría de los ciudadanos ya les cuesta tragarse el sapo del indulto, lo otro sería imposible de digerir. Sánchez tendrá datos que le permitan fiar su futuro a unas negociaciones que quien más y quien menos ve abocadas al fracaso, ya que los independentistas siguen, turra que turra, con lo del referéndum, la independencia y su derecho a decidir. Es más, la Policía ha localizado un documento de los CDR (los organizadores de la kale borroka catalana) en el que insisten en que el único objetivo es la independencia y concluye con un más que preocupante “os pasaremos por encima”. Lo dicho, Sánchez sabrá en la que se está metiendo.

Pedro Sánchez todavía se fía de los secesionistas