Arcebispo Lago sigue la estela de Praza de Galicia y completará el eje peatonal junto a Conde Vallellano

Alberto Varela y Paola María presentaron el nuevo proyecto de humanización | gonzalo salgado
|

La humanización de Arcebispo Lago completará el eje peatonal de Rey Daviña, Praza de Galicia y Castelao, al que se sumará, posteriormente, Conde Vallellano. El alcalde, Alberto Varela, y la edil de Urbanismo, Paola María, presentaron ayer el proyecto, que se financiará con fondos europeos y provinciales y comenzará una vez que finalicen las obras en Alexandre Bóveda que, tras un acuerdo con los placeros, se iniciarán en septiembre.

El agua será la gran protagonista en la renovada Arcebispo Lago. La intención, explicó María Mochales, es recuperar “o Castro como unha liña rodeada de auga”. Es decir, retomar aquella Vilagarcía de principios del siglo XIX, bañada por el mar y las marismas que los rellenos fueron desecando, pero teniendo en cuenta el muy diferente momento urbanístico actual. En realidad, tendrá un diseño continuista con la Praza de Galicia. “Non tiña sentido unha actuación distinta”, aseguró Varela. Tendrá, por tanto, fuentes y acequias, destinadas a frenar los desbordamientos. “A Praza de Galicia non se volveu a inundar desde que se fixo a actuación. Non é unha casualidade”, aseguró la edil de Urbanismo.

En estos momentos, Arcebispo Lago cuenta con 600 metros cuadrados para uso peatonal, mientras que tras la actuación tendrá 2.400. La obra contempla giros de circulación y dimensiones del firme para dar cabida tanto a los vehículos que acceden a los garajes como a la actividad del hotel que hay en la zona. La para de taxis se desplazará unos metros, hacia Conde Vallellano.


Renovación del saneamiento


En estos momentos Arcebispo Lago ya tiene el tráfico cortado, salvo transporte autobuses y taxis. Fue una decisión que se tomó en plena pandemia, precisamente para contribuir a que los peatones pudiesen disponer de zonas amplias de paseo. El proyecto de peatonalización, señaló Mochales, recoge las aportaciones hechas por los establecimientos situados en la calle. Los técnicos se encuentran preparando los pliegos, para sacar la licitación cuanto antes por un precio que superará los 600.000 euros. “A maior inversión será nas tripas da cidade”, apuntó Varela. Es decir, en el sistema de saneamiento, residuales y pluviales.

La obra se financiará con fondos del Plan Concellos, de la Diputación y con los europeos del programa Vilagarcía Avanza. Además, el organismo provincial acaba de confirmar que el proyecto es uno de los que subvencionará el plan Ágora, convocado mediante concurrencia competitiva. “Amosa que imos polo bo camiño”, dijo la edil de Urbanismo. Varela y Mochales defendieron la obra como parte de un modelo de ciudad “social, accesible, humana, viva e sana”. 






Arcebispo Lago sigue la estela de Praza de Galicia y completará el eje peatonal junto a Conde Vallellano