miércoles 20.11.2019

Detienen a Roberto do Viso por su presunta implicación en el atraco al bar “Snack” de Ribeira

La Policía aprovechó que salió de su casa en Bretal pa firmar el control de su arresto domiciliario para poder arrestarlo

Los investigadores de la comisaría le atribuyen el atraco en el bar Snack | Chechu Río
Los investigadores de la comisaría le atribuyen el atraco en el bar Snack | Chechu Río

Una intervención conjunta desarrollada por efectivos de las Policías Local y Nacional ribeirenses permitió la detención de Roberto Carlos L.V., alias “Roberto do Viso”, de 34 años y vecino de Bretal, en la parroquia ribeirense de Olveira, un conocido delincuente de la zona, con numerosos antecedentes. Recientemente se había decretado una orden de busca y captura de dicho individuo al considerarlo como principal sospechoso del atraco o robo con violencia registrado a las seis y media de la mañana del jueves de la semana pasada en el bar Snack, situado al lado de la oficina de Correos, en el Malecón de la capital barbanzana, y de donde el ladrón se llevó un botín de 500 euros.

Pese a que oficialmente no ha trascendido ningún detalle de este operativo, este periódico pudo saber por boca de un testigo de dicho arresto como se llevó a cabo el mismo. Eran en torno a las once y media de la mañana de ayer cuando una patrulla de la Policía Local se presentó en el domicilio de “Roberto do Viso, para que firmase, tal y como sucedió desde el pasado miércoles en varias ocasiones al día, el documento de control del arresto domiciliario que se le impuso y que debía cumplir hasta el día 21 de este mes. Una patrulla de agentes municipales llegaron en un furgón policial y llamaron a la casa para proceder con ese trámite. Según un testigo, “Roberto do Viso” no actuó como en anteriores ocasiones, pues en lugar de salir a la puerta inicialmente lo hizo a través de un muro, lo que hace suponer que se temía algo. Ese temor parece que tenía algún fundamento, pues el día anterior le habían llamado desde la Policía Nacional para que se presentase en la comisaría.

Sin embargo, los policías locales le hicieron indicaciones de que debía salir para firmar el control del arresto domiciliario, por lo que finalmente accedió a salir. Cuando le entregaron una carpeta en la que iba el papel en el que debía estampar su firma, un agente municipal aprovechó para indicarle que estaba detenido y los sujetó y lo redujo, para luego ponerle las esposas. El arrestado pareció mostrar sorpresa e incredulidad sobre lo que estaban haciendo con él, y daba a entender que no se lo esperaba y tampoco sabía de que iba la cosa. En ese intervalo, de la parte posterior del furgón de la Policía Local salieron dos integrantes de la unidad judicial -vestidos de paisano- pertenecientes a la comisaría ribeirense, que completaron la detención. Seguidamente, fue trasladado a la comisaría, donde se continuó con las diligencias para presentarlas junto al detenido en el Juzgado de Instrucción Nº1 de Ribeira.

Comentarios