sábado 07.12.2019

La falta de informe ambiental en el PERI del Polígono 2 podría causar el reinicio de toda la tramitación

El alcalde dijo que ello podría pasar si hay un cambio significativo de la estructura propuesta

Piñeiro, acompañado de Varela, explicó los cambios del PERI respecto al PXOM | Chechu
Piñeiro, acompañado de Varela, explicó los cambios del PERI respecto al PXOM | Chechu

La falta de un informe medioambiental, que inicialmente se dijo que no hacía falta y que se dieron cuenta que es necesario, sobre el Plan Especial de Reforma Interior (PERI) del área de reparto del Polígono 2, recogido en el PXOM de A Pobra, con una superficie de 17.790 metros cuadrados, podría provocar que se tuviera que reiniciar toda la tramitación si es que hay que introducir un cambio significativo de la estructura. Así lo dio a conocer ayer el alcalde, Xosé Lois Piñeiro, en una presentación de la propuesta de una sociedad, propietaria mayoritaria de los terrenos, para redistribuir los espacios contemplados en el plan general para esa zona a desarrollar. El mandatario dijo que con las explicaciones que iba a ofrecer trataba de “limpar a campaña que o PP tratou de enlixar”, recordando que inició contactos con un abogado para valorar una denuncia contra los populares por sus temores de que se pueda estar ante un “pelotazo urbanístico”.

A juicio de Xosé Lois Piñeiro, el mensaje a transmitir a la ciudadanía es que el desarrollo del Polígono 2 -entre O Lagar y la Rúa Nova-, el primero que se plantea desde el año 2008 entre la quincena de áreas de ese tipo recogidas en el PXOM, tiene un “beneficio tremendo”, y que las preocupaciones de los dueños y otros vecinos son “inxustificables”. Argumentó que la promotora planteó una primera propuesta de modificación en octubre de 2015 ya que encontraba compradores para desarrollarlo con la actual distribución. El alcalde agregó que en todo este tiempo esa redistribución sufrió variaciones, y que se informó a los partidos en la comisión de seguimiento -precisó que el PP nunca dijo nada y que sólo el PSOE realizó aportaciones, mientras que el BNG renunció a participar en ellas-, hasta que en febrero se aprobó inicialmente dicho PERI, que recibió muchas alegaciones.


Piñeiro, que aclaró que la edificabilidad es la misma en el PERI que en las fichas del PXOM, dijo que la explanada y la edificación central estarán a la misma altura que la urbanización O Lagar, y que tampoco es superior a los edificios de la Rúa Díaz de Rábago, y precisó que aunque se mantenga la zona dotacional en la parcela central ello no supone que tenga que ser de planta baja y no impide que pueda tener las mismas alturas que un edificio. Y dijo que entre las múltiples formas para ordenarlo siempre va a haber alguien perjudicado al que se le quitan las vistas.

Comentarios