miércoles 18.09.2019

Piden para un pobrense 9 años de cárcel por tentativa de asesinato a otro que le vendió droga sin serlo

La Fiscal destaca que el rápido auxilio policial evitó que la víctima falleciera

La sección santiaguesa de la Audiencia Provincial acogerá el juicio contra un pobrense
La sección santiaguesa de la Audiencia Provincial acogerá el juicio contra un pobrense

Hace poco más de un año que trascendía que un pobrense de 29 años, cuya identidad responde a las iniciales O.B.O., alias “O Bomba”, era investigado inicialmente por un delito de homicidio en grado de tentativa, hechos por los que permanece en prisión provisional. Pasado ese tiempo, y a diferencia de lo que suele ser habitual, ya hay fecha señalada para la celebración del juicio, y será el próximo jueves, día 2 de mayo, a partir de las diez de la mañana en la sección compostelana de la Audiencia Provincial de A Coruña. 
La Fiscalía ha ido más allá en su escrito de acusación provisional respecto a la gravedad de los hechos y la consiguiente petición de condena, y le atribuye una tentativa de asesinato, por la que le solicita una condena de nueve años de prisión por presuntamente haber apuñalado en A Pobra a una persona a la que le había entregado 15 euros a cambio de cocaína y que, al percatarse de que lo que le había vendido no era droga, “intentó asesinarlo”, sostiene la representante del Ministerio Fiscal. También pide que se fije una prohibición de acercarse a menos de 400 metros de la víctima y de comunicarse con ella por cualquier medio durante 10 años, y le indemnice con 5.000 euros. 
El Ministerio Público señala que los hechos ocurrieron alrededor de las nueve de la noche del 8 de abril del año pasado en la Rúa Gavoteira de la villa pobrense, cuando O.B.O., “con ánimo de atentar contra la vida de D.S.O., lo abordó por la espalda, agarrándolo por el cuello, y le propinó varias puñaladas en el espacio intercostal izquiedo, en el hombro derecho, en la escápula derecha e izquierda y en la cadera derecha”. Añade que previamente el acusado le hbía pagado 15 euros a la víctima a cambio de lo que creía que era cocaína, y que al darse cuenta de que esa sustancia no era droga volvió junto de D.S.O. y le exigió la devolución del dinero diciéndole “tú no sabes quien soy yo”, al tiempo que comenzó a agredirle en la manera antedicha.
La Fiscalía añade en su escrito que el ahora procesado cesó en su acción una vez que D.S.O. le devolvió el dinero y “se marchó sin pedir ningún tipo de auxilio dejando a D.S.O. solo”. De hecho, la víctima tuvo que ser auxliada por agentes policiales que acudieron al lugar tras recibir la llamada de una persona que les informó de que acababa de ver a alguien que caminaba por la calle y sangraba. “Ello permitió la pronta actuación médica que evitó un mal mayor”, indicaron desde la Fiscalía, que precisó que “a consecuencia de estos hechos existió riesgo vital, al afectar una de las heridas producidas a la función respiratoria, precisnado una atención hospitalaria urgente, ya que de lo contrario, de no existir esta atención urgente, hubiera perdido la vida”. 
En dicho escrito, la Fiscalía señala que cuatro de las puñaladas afectaron al tejido celular subcutáneo profundo y la herida de la cadera al hemoneumotórax izquierdo grado I. De igual modo, puntualizó que precisó, además de una asistencia facultativa, tratamiento quirúrgico “consistente en la colocación de un tubo de drenaje torácico, penrose y sutuas”, y que tardó 40 días en curar, 12 de ellos con un perjuicio grave y 28 de perjuicio moderaro. Y subraya que de todo ello le quedan secuelas, principalmente estéticas, en forma de cicatrices por las puñaladas y otra por la cirugía.

Comentarios