sábado 11.07.2020

RIANXO - Heredeiros da Crus promete mucha caña, rock & roll y punk en su disco

Tras completar una semana y media de trabajo en los locales de ensayo Leñaverde del centro social de Boiro, Heredeiros da Crus dio por rematada ayer -a la espera de un par de flecos en dos temas- la grabación de su nuevo disco, que espera lanzar a la calle en mayo.
tucho, con su gitarra ante un grupo de niños chechu río
tucho, con su gitarra ante un grupo de niños chechu río

Tras completar una semana y media de trabajo en los locales de ensayo Leñaverde del centro social de Boiro, Heredeiros da Crus dio por rematada ayer -a la espera de un par de flecos en dos temas- la grabación de su nuevo disco, que espera lanzar a la calle en mayo. El broche de oro lo pusieron ayer con los coros de 27 alumnos de la escuela de música boirense para uno de los temas del álbum en el que los niños tuvieron que cantar la frase “vamos a joder a capa de osono”. Las pruebas realizadas salieron tan bien que en poco más de cinco minutos se completó ese proceso que cuenta con la producción de Juan de Dios. Luego tuvieron tiempo para pedirles autógrafos y besos a Fran Velo, Tucho Novo y Tonhito de Poi, con lo que también se hicieron fotografías. En los Estudios Bruar, de A Coruña, grabaron unas baterías y bajos.

La elección de dichos locales de ensayo de Boiro para grabar este nuevo trabajo discográfico, del que pocos detalles trascendieron, la tomaron al descubrir que sonaba muy bien durante los ensayos que efectuaron en ellos a finales de febrero para preparar las canciones. Lo único que avanza sus músicos es que será un disco muy de Heredeiros, aunque por lo visto estos días también hay una madurez y evolución fruto de los años que transcurrieron desde que empezaron a tocar, con mucha caña pero también baladas. Lo que si habrá será algo de punk, un estilo en el que lo encuadraron muchos fans y que especialmente se podrá apreciar en el tema que cuenta con los coros de los alumnos de la escuela de música. En el nuevo álbum, con historias cercanas y, en muchos casos, autobiográficas, se podrá comprobar que Heredeiros sonará mucho mejor que hace 20 años, y el público será el que aprecie otras muchas. Sobre un posible concierto en Riveira o el resto de la comarca, la mítica banda desea que haya algo, pero para ello se tienen que juntar muchos factores.

Comentarios