miércoles 23/9/20

RIVEIRA - Denuncian un vertido de aguas fecales procedente del último bombeo de la depuradora en Couso

Un vecino del lugar aguiñense de Couso alertó al Centro de Atención de Emerxencias 112 Galicia en torno a las nueve y media de la noche de este sábado la existencia de un vertido de aguas fecales en la entrada hacia su vivienda, que advirtió que tenía su origen en el último bombeo instalado unos 400 metros antes de la nueva estación depuradora de aguas residuales (EDAR) construida en esa zona de Riveira.

El vertido de fecales llegó hasta la entrada de una vivienda en Couso
El vertido de fecales llegó hasta la entrada de una vivienda en Couso

Un vecino del lugar aguiñense de Couso alertó al Centro de Atención de Emerxencias 112 Galicia en torno a las nueve y media de la noche de este sábado la existencia de un vertido de aguas fecales en la entrada hacia su vivienda, que advirtió que tenía su origen en el último bombeo instalado unos 400 metros antes de la nueva estación depuradora de aguas residuales (EDAR) construida en esa misma zona de Riveira. Según pudo saber este periódico, desde dicho servicio de coordinación se movilizó a los Bomberos del parque comarcal de Riveira, que comprobaron como el vertido salía por la puerta de dicha infraestructura, pero estos no podían hacer nada al tratare de una instalación privada. Del mismo modo, se avisó a la Policía Local, pero sus patrullas no podían acudir ya se estaban ocupadas en varios operativos de festejos. Por ello, se dio traslado de dicha incidencia al servicio de guardia de la empresa concesionaria del servicio de mantenimiento de las redes de abastecimiento de agua y de saneamiento. Pero, el tema seguía en el aire, pues parece ser que estos últimos no tenían competencias en ese asunto, ni tampoco tenían las llaves de dicho bombeo, ni conocían ese sistema que se encuentra en fase de pruebas. Ello hizo que se estuviera tratando de localizar por parte de los agentes municipales a la empresa responsable de esa infraestructura, algo que por el momento se desconoce si pudo llevarse a cabo. Según indicó algún testigo, parece que en días pasados ya se registraron problemas similares en otros bombeos, que se sumaron a los registrados hace unas semanas en Aguiño y que anegaron de aguas fecales el sótano del bar Moncho do Oslo. En el último de los episodios registrado en ese inmueble, desde el Concello se atribuyó lo ocurrido a que el pozo de tormentas de la zona portuaria aguiñense asumió, como consecuencia de una gran intensidad de las lluvias, una mayor carga de fecales, al no estar en ese momento en funcionamiento una instalación similar en Os Areeiros.

Comentarios