martes 10.12.2019

El Ribadumia echa el candado

Es el equipo menos goleado de Preferente Sur. Roberto Pazos, a sus 38 años, acumula 6 partidos seguidos sin encajar. “El mérito es de todos, tenemos mucho el balón y los rivales apenas nos llegan”
A sus 38 años, Roberto Pazos es el portero menos goleado de Preferente gracias al trabajo que realizan también sus compañeros | gonzalo salgado
A sus 38 años, Roberto Pazos es el portero menos goleado de Preferente gracias al trabajo que realizan también sus compañeros | gonzalo salgado

A sus 38 años el portero cambadés del Ribadumia Roberto Pazos suma seis partidos consecutivos sin encajar un gol. Un total de 540 minutos, que reflejan la buena marcha del equipo en el último mes y medio con dos empates y cuatro victorias, las tres últimas consecutivas. El equipo de Luis Carro es el más fiable a nivel defensivo de la liga, con solo 8 goles encajados, superando a un Atlético Arnoia (11 goles) cuyo plan de juego es completamente opuesto.

“Tenemos mucha posesión del balón y los rivales apenas nos generan ocasiones, salvo el partido de Areas, en el resto nos hicieron ocasiones puntuales”, dice Pazos, que achaca “a todo el equipo” el cerrojazo a la portería. “Por la semana entrenamos muy bien y el trabajo se lleva a cabo en los partidos, estamos haciendo las cosas bien”. El domingo ante el Valladares el guardameta aurinegro dice que “solo tuve que hacer una parada en un remate a bocajarro de cabeza, y el rechace me pegó en el talón, fue lo único que tuvieron”.

El Ribadumia es tercero con 29 puntos, a 3 de Villalonga y a 4 del líder Atios. Ya está bien posicionado para pelear por el ascenso. “Es muy pronto para pensar en eso, nosotros tuvimos un pequeño bache de dos o tres partidos, al perder en Beluso en un pequeña encerrona y después contra el Arnoia, un equipo que solo defiende y busca media ocasión para sacar tajada. Yo creo que los tres que estamos ahí arriba junto a otros dos o tres como Porriño y Céltiga que van de menos a más vamos a estar en la pelea”.

Roberto Pazos, con 38 años, es un fijo para Luis Carro bajo palos. Se perdió el partido contra el Porriño por una sinusitis, su compañero Álex Sánchez tuvo la oportunidad y encadenó otros dos partidos como titular. A su regreso al once, Pazos está encandenando esta racha que no es nueva para él. Hace dos décadas en el Compostela B recuerda que “estuvimos once jornadas sin perder y nueve sin encajar”. Ha pasado mucho tiempo desde entonces, pero el portero mantiene hábitos, como cuidarse e ir al gimansio varias veces a la semana. Tiene cuerda para rato, aunque él ironiza al respecto. “Algunos veteranos dicen que van temporada a temporada, en mi caso voy trimestre a trimestre”, dice riéndose. “Físicamente me noto bien, tuve un problema a principios de temporada pasada en la espalda, pero ahora me encuentro muy bien y trato de cuidarme”.

Roberto Pazos elude elogios, es más, los traslada a su defensa, sobre todo a los centrales Miguel Vázquez, “que está muy bien” y Aitor Díaz, “un espectáculo en el balón parado”.

La liga se detiene el próximo fin de semana con la celebración en O Salnés de la primera fase de la Copa de las Regiones UEFA, pero Pazos ya piensa en la próxima cita del Ribadumia, con la salida a Os Carrís. “El del Barbadás es un campo muy complicado, también llevan tres victorias seguidas y están recuperando jugadores, como se ve en la clasificación que están levantado el vuelo”. Por eso ya está mentalizado “para entrenar bien” y preparar un partido en la que tratará de alargar su racha sin encajar. “Si no nos marcan siempre vamos a estar muy cerca de la victoria”, comenta el experimentado portero cambadés del Ribadumia.

Comentarios