sábado 21.09.2019

Abanca vende un paquete de 1.383 millones de euros de créditos impagados

Abanca cerró con EOS Spain SLU la venta de un paquete de deuda sin garantía hipotecaria de 1.383 millones de euros, en la primera operación de este tipo que realiza. Según informó la entidad, en este proceso en el que la empresa especialista en cobro de deudas EOS Spain, con sede en A Coruña, resultó adjudicataria de la cartera, estuvo asesorada por la consultora KPMG.

El vicepresidente de Abanca, Juan Carlos Escotet	pedro puig
El vicepresidente de Abanca, Juan Carlos Escotet pedro puig

Abanca cerró con EOS Spain SLU la venta de un paquete de deuda sin garantía hipotecaria de 1.383 millones de euros, en la primera operación de este tipo que realiza. Según informó la entidad, en este proceso en el que la empresa especialista en cobro de deudas EOS Spain, con sede en A Coruña, resultó adjudicataria de la cartera, estuvo asesorada por la consultora KPMG.

Por su parte, en el hecho relevante publicado en la tarde de ayer en la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) figura que esta operación supone un beneficio de 57,4 millones de euros para la entidad.

Así, destacó que se trata de “una de las operaciones más importantes de venta de cartera de deuda impagada sin garantía hipotecaria de los últimos años”.

Esta operación está en el marco de un proceso en el que Abanca busca deshacerse de activos no estratégicos, mientras estudia actuaciones similares en otros segmentos.

solvencia

Asimismo, la entidad financiera remarcó que esta operación, al tratarse de deuda totalmente provisionada, tiene también un efecto positivo sobre su cociente de solvencia. 

Abanca incrementó en el primer trimestre de 2016 su cociente de capital en cinco puntos básicos, “de modo que se mantiene como una de las entidades más capitalizadas de España, con un cociente del 14,8 por ciento”. 

En cuanto a la cobertura de créditos morosos, cerró el primer trimestre con un 60,8%, “nivel que se sitúa entre los más elevados de las entidades españolas”.

Abanca apoyó a más de 80 familias desde marzo de 2015 en el marco de su programa de protección a deudores hipotecarios, con importes de quitas “muy relevantes”, según destacó recientemente la directora de responsabilidad social corporativa (RSC) de la entidad financiera, Tatiana Suárez. 

Junto a ella, el gerente de RSC de Abanca, José Manuel Mourelo, apuntó que el banco apoyó a más de 10.000 familias gallegas a las que ha “reestructurado” su situación económica-financiera, y precisó que esas 80 familias que recibieron su “ayuda” estaban en un contexto “crítico o límite”. 

Suárez también explicó que una de las líneas estratégicas de la responsabilidad social corporativa de Abanca es denominada “protección a deudores hipotecarios”, por lo que lidia con la problemática de los desahucios, pero lo hace desde la perspectiva de proteger a deudores “en riesgo de exclusión social”.

“Situaciones de especial vulnerabilidad, no todos. Es decir, aquellos que lo merecen, aquellos que realmente están en una situación de especial vulnerabilidad”, dijo, antes de agregar que “el abanico es muy amplio”. 

José Manuel Mourelo añadió que la RSC de la entidad define unos criterios para las personas que están “en el último eslabón de la cadena en cuanto a perfil económico y social”.

Comentarios