miércoles 18.09.2019

La Xunta comenzará a expropiar los terrenos para la Vía Ártabra en mayo

El Gobierno gallego insiste en que la conexión con la AP-9 en A Gándara es más segura que la de Cuatro Caminos

La Xunta comenzará a expropiar los terrenos para la Vía Ártabra en mayo

La Xunta, a través de la Axencia Galega de Infraestruturas (AXI), comenzará en mayo el proceso de expropiación de terrenos para continuar con la obra de construcción de la Vía Ártabra.

El director de la AXI, Francisco Menéndez, anunció ayer en el Parlamento de Galicia que en el mes indicado se convocará a los propietarios de solares afectados para así poder iniciar en verano los trabajos.

Menéndez subrayó que la prolongación de la Vía Ártabra, desde la N-VI hasta la AP-9, permitirá completar la funcionalidad de una infraestructura en la que la Xunta ya invirtió un total de 70 millones de euros.

Añadió que con ella se mejorará la vertebración del área metropolitana y los vecinos municipios de Sada, Cambre y Oleiros quedarán conectados de forma directa con la red de vías de altas prestaciones.

La obra, que fue licitada por el Gobierno autonómico esta misma semana y que supondrá una nueva inversión de más de 40 millones de euros, contribuirá, además, a descongestionar de tráfico la N-VI para que se convierta, cada vez más, en una travesía totalmente urbana.

El director de la AXI aseguró que la voluntad del Gobierno gallego es la de avanzar en la ejecución de la prolongación de la Vía Ártabra en el tramo entre la N-VI y la AC-221, a la altura del polígono de Espíritu Santo, mientras que el Ministerio de Fomento resuelve la autorización de la conexión con la AP-9, ya prevista en el contrato.

Menéndez, durante su intervención, también destacó que el diseño de la conexión con la AP-9 en A Gándara responde a una decisión estrictamente técnica que refrendaron tanto el Gobierno autonómico del bipartito como el actual y la plasmaron en proyectos que cuentan con declaración de impacto ambiental.

Advirtió, además, que la conexión en el núcleo de Cuatro Caminos, como defiende el Gobierno local de Cambre, que preside Óscar García Patiño, tiene un mayor impacto ambiental y menor seguridad viaria, además de obligar a recorrer más kilómetros para llegar a A Coruña.

Proyecto 
El proyecto de construcción de la prolongación fue presentado el pasado lunes, día 4, por la conselleira de Infraestruturas, Ethel Vázquez, en un acto que se celebró en Monelos.

Se trata de una obra que se ejecutará en 36 meses, plazo en el que se haría también la conexión con la AP-9. Se divide en dos fases, el tramo de la N-VI y la AC-221 y la conexión de la Vía Ártabra con la AP-9. Además, se incluye un ramal hacia el polígono industrial de Espíritu Santo.

Comentarios